El Chocó arde como la frontera

twitter

El Chocó arde como la frontera

24 de febrero del 2019

Mientras en los puentes fronterizos con Venezuela aún arden los incendios provocados en medio de disturbios, pero de a poco se apagan, resulta imprescindible mirar hacia adentro de un país que tiene sus propios problemas, que son de máxima gravedad y que exigen la misma prioridad por parte del Gobierno Nacional. El Chocó lo necesita.

Las inundaciones en dicho departamento se dieron sin la mirada de la institucionalidad, y sus poblaciones requieren ayuda urgente. Como estos problemas se dan en territorios históricamente olvidados por el Estado colombiano, nunca parecen copar la agenda de los gobernantes de turno, que le dan prioridad a otros temas.

El municipio más golpeado por el desastre invernal es Istmina, donde más de 1.000 familias han sido damnificadas. Pero los datos son apenas preliminares y resulta evidente que los números serán mucho mayores. Cinco ríos del departamento están desbordados (San Juan, Iró, Condoto, Cértegui y Quito), y son previsibles mayores afectaciones.

Los llamados para que la administración actual reflexionara sobre sus prioridades y cómo entraba el desastre en Chocó en ellas, fueron reiterados desde la tarde del domingo, en especial por congresistas de la oposición como Iván Cepeda y Gustavo Petro.

Desde el periodismo colombiano también hubo llamados a que el Estado se solidarice con los habitantes de una de las regiones más pobres del país.

Por ejemplo, la presentadora de Noticias Uno, Mabel Lara, aseguró que se requiere el envío al Chocó de colchones, frazadas, cobijas y kits de alimentos para atender a todos los afectados del municipio de Istmina. “En la parte sur de la región persiste a esta hora la inundación”, informó.

Efectivamente se reportan afectaciones graves en otros lugares del territorio chocoano como Andagoya, Condoto y Tadó, lo que exigirá a las autoridades redoblar sus esfuerzos.

Artistas como Tostao de Chocquibtown están recogiendo también víveres para los afectados, para que Colombia se solidarice con el pueblo chocoano. Desde las 8 am los líderes de DALE Futuro Quibdó están coordinando esta tarea desde la Casa de la Cultura (Carrera 4 con calle 25). El hashtag #SomosSanJuan está siendo promovido en redes en medio de esta iniciativa.

Un día después de que se reportara la emergencia, el presidente Iván Duque aterrizó en Quibdó para desplazarse a los municipios afectados. Se espera que la presencia del mandatario ayude a articular los esfuerzos institucionales necesarios para recuperar las zonas afectadas por el desastre. De hecho, fue recibido por el gobernador del departamento,

“Escuchamos a autoridades locales para enfocar de la mejor manera los apoyos. En breve recorreremos las zonas afectadas”, afirmó a su llegada.

De cualquier forma lo ocurrido parece una lección para los colombianos. Antes de centrar la atención en resolver los problemas de otros países, parece imprescindible proteger a los ciudadanos de nuestra propia nación, los más marginados, una tarea que nunca en la historia del país se ha cumplido y que sigue siendo una deuda en el camino hacia el desarrollo y la equidad.