¿Quién no quiere la consulta anticorrupción?

6 de junio del 2018

La aprobación de la consulta anticorrupción en el Senado de la República provocó maremagnum de interacciones en redes sociales. El tema fue tendencia durante horas, e incluso se mantenía entre los principales temas de interés este miércoles. Se trata de una iniciativa que provoca fervor en diferentes sectores de la sociedad. El proyecto, impulsado por […]

Consulta Anticorrupción

La aprobación de la consulta anticorrupción en el Senado de la República provocó maremagnum de interacciones en redes sociales. El tema fue tendencia durante horas, e incluso se mantenía entre los principales temas de interés este miércoles.

Se trata de una iniciativa que provoca fervor en diferentes sectores de la sociedad. El proyecto, impulsado por las congresistas Claudia López y Angélica Lozano propone reducir el salario de los congresistas (que actualmente es de casi 30 millones de pesos), entre otros seis puntos que pretenden disminuir los índices de corrupción al interior del Congreso de la República.

Para sorpresa de muchos, el Senado dio el aval a la consulta anticorrupción de manera unánime con 84 votos a favor y ninguno en contra. Incluso bancadas como la del Centro Democrático y Cambio Radical le dieron el visto bueno a la propuesta que proviene de un sector que se considera rival, como lo es la Alianza Verde.

Pasó por obstáculos, fue aplazada, pero finalmente se realizará. Solo faltaría la firma del presidente Juan Manuel Santos y que la Registraduría le ponga fecha dentro de los próximos tres meses. Entonces los colombianos saldrán a las urnas a votar si aprueban o no cada uno de los puntos.

Sin embargo, que el proyecto haya pasado por unanimidad no significa que sea del agrado de todos los espectros políticos. De hecho, tuvo varios críticos en el Congreso, como el senador del Partido de la U, Roy Barreras, que no votó en contra pero se retiró del recinto cuando votaron la consulta.

La razón de su postura es que, en su opinión, la consulta no ataca de raíz los problemas de corrupción, atendiendo casos como Reficar y el Cartel de la Toga. En cambio, asegura que lo que sí es necesario es una reforma política de fondo. Esta opinión es compartida por muchos usuarios, que en Twitter cuestionaron la medida:

Cabe recordar que a finales del pasado año el Congreso tumbó el proyecto de reforma que Barreras presentó, donde proponía entre otras cosas obligar a que solo se presenten listas cerradas al Congreso. Esta iniciativa se cayó porque, según sus críticos, facilitaba la doble militancia.

Además, señaló el alto costo que tendría la consulta anticorrupción, (según él 300.000 millones de pesos, según Claudia López máximo 100.000 millones) y también increpó que lo que se pregunte allí podría ser posteriormente tumbado por la Corte Constitucional, ya que las reformas que plantea la iniciativa serían competencia de las altas cortes y el Congreso, como el hecho de limitar a no más de tres los periodos que una persona puede estar en una corporación pública.

A esto se suma que algunos puntos que se votarán ya están en funcionamiento, como la publicación de las declaraciones de renta de los congresistas y penas de cárcel para los corruptos.

De esta forma, explican estos sectores, realizar la consulta serviría como golpe de opinión de la ciudadanía, pero no tendría viabilidad jurídica. Pese a esto las votaciones se realizarán dentro de los próximos tres meses y, de ser aprobada, sus ponentes esperan que la Corte no termine rechazando por motivos legales la voluntad del pueblo. Solo dentro de unos años se sabrá si cumple con su propósito de terminar con la corrupción.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO