Caldas en la lucha por la minería legal y responsable

7 de septiembre del 2019

Un trabajo que se basa en el cuidado ambiental y el desarrollo social

Caldas, minería ilegal, cuidado ambiental, departamento, oro, minería responsable

Gobernación de Caldas

Colombia afronta un problema que poco a poco se esparce como un cáncer lleno de criminalidad y daño irreparable a los recursos naturales, la minería ilegal.

Según un informe realizado por ‘Amazonía Saqueada’ se reporta 2.312 sitios con actividad minera ilegal y 245 áreas de extracción no autorizadas en las que se explota oro, diamantes y coltán en el país. Y la lucha estatal contra este fenómeno se está quedando corta en sus acciones.

A pesar de que a nivel nacional la minería ilegal sigue su camino con dientes filosos y en un futuro cercano poco probable a desaparecer, hay un departamento que busca incentivar la minería legal y responsable y hacerla base de su propia economía.

En parte ya lo es, pues esta actividad primaria es parte del sustento de Caldas, junto a la agricultura y la ganadería. Por eso de que el objetivo principal del departamento sea la reducción de riesgos en el sector minero.

Paula Andrea López Gálvez, jefe de la Unidad de Desarrollo Minero, aseguró que “el primer paso consiste en incluir a todos nuestros mineros tradicionales de subsistencia y de pequeña minería para que se regularicen y se formalicen. Nuestra intención es prestarles asistencia técnica, jurídica y empresarial para que puedan hacer una minería bien hecha y responsable en el territorio caldense”.

El departamento es reconocido por ser uno de los lugares más importantes del país en términos de explotación de oro y gracias a esto es uno de los destinos turísticos más atractivos del departamento.

Para las autoridades regionales y organizaciones mineras no hay manera distinta de concebir el progreso en la actualidad que por medio del desarrollo sostenible, que busque un balance óptimo entre las necesidades de desarrollo social, crecimiento económico y protección del patrimonio natural, protegiendo además los recursos de las generaciones futuras.

Desde 2018 el municipio de Marmato cuenta con la Escuela de Minas, que posee una completa dotación e imparte programas formativos para toda la zona con la ayuda del SENA”, agregó López Gálvez.

Igualmente, la Agencia Nacional de Minería entregó estudios geológico-mineros de áreas de reserva especial en Manizales, en Supía, el río Purnio de La Dorada y en Villamaría, con los que se beneficiarán los mineros tradicionales de estas zonas.

Otro ejemplo de este trabajo responsable es el que se ha realizado en la Mina La Coqueta, “esta es una de las tres minas certificadas a nivel nacional como minería responsable, pues se hace en un entorno de reserva ambiental, no solamente cuidadoso con el medioambiente sino con la comunidad, pues aquí nace el agua que surte a gran parte de las veredas del municipio de Manizales y aquí los mineros tienen un mejor pago que se le traslada a ellos gracias a que el oro que se produce de esta mina se vende en los mercados internacionales”, señala Miguel Trujillo, secretario de Desarrollo, Empleo e Innovación del Gobierno de Caldas.

A lo largo de 2019, la Gobernación de Caldas y el Sena han dispuesto 13 programas en la Escuela de Minas de Marmato, entre los que se incluyen diferentes cursos complementarios y técnicos para hacer de esta economía un potencial regional y no una mirada ilegal orientado al daño ambiental.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO