La Generación Emergente

La Generación Emergente

27 de abril del 2013

Julz (Julio Acero), Diana Beltrán, Otoniel Borda, Diego Díaz,  Juan Camilo García, Carolina Gómez, Rafael Melo (Maquiamelo) y Óscar Villalobos son ocho jóvenes creadores que empiezan a figurar en el panorama plástico del país y cuyas obras son representativas de los intereses y las inquietudes creativas características del arte contemporáneo. Ellos conforman la muestra titulada La Generación Emergente, que se exhibe actualmente y por espacio de 15 días, en Cero Galería. Sus intervenciones incluyen diversas técnicas como pintura, dibujo, escultura, fotografía e instalaciones, con las que plasman sus diversas y múltiples formas de capturar el mundo, con el ánimo de abrirse camino en el mundo de arte.

La muestra surgió del permanente interés del reconocido crítico e investigador de artes visuales Eduardo Serrano Rueda por el arte de las jóvenes generaciones. A él se unió el apoyo e interés  de Leonor Uribe Joseph, Directora de Cero Galería, de no sólo concentrarse en los trabajos de los artistas bien establecidos cuyas obras constituyen aciertos indiscutibles, sino de asumir riesgos y de ofrecer oportunidades de apreciar producciones emergentes que han puesto de relieve una clara sintonía con el acontecer artístico contemporáneo.

Generación emergente, Kienyke

La selección representa a algunos artistas quienes ponen de presente una consideración del mundo globalizado en que nos hallamos; son en su mayoría bogotanos pero también hay dos de Medellín. Si bien parten de premisas estrechamente unidas con su contexto y con Colombia, de todas maneras son obras concebidas teniendo en cuenta que cada día es un mundo más cercano debido a las comunicaciones casi inmediatas que existen en la actualidad.

El panorama incluye recursos cargados de símbolos en escenas insólitas de paisaje urbano, dibujos de mapas desactualizados,  imágenes hiperrealistas, representaciones a partir de fotografía, fragmentos fotográficos en collage, figura humana perturbadora y esculturas en los más diversos materiales. “Son artistas destacados por la pertinencia de sus propuestas y por la creatividad de sus realizaciones; el trasfondo de sus obras, su contenido hace sentido en este momento de la historia y la ejecución de sus obras es impecable”, dice el curador.

¿Qué se pretende?

El crítico e historiador afirma en el texto del catálogo que acompaña la muestra, que con esta apertura busca, no sólo incentivar la creatividad de las nuevas generaciones de artistas nacionales, sino permitir a los coleccionistas apostar tempranamente por trabajos que desde ya apuntan a convertirse en genuinos protagonistas de la nueva escena artística que ha empezado a conformarse gracias a una doble conciencia. Por una parte, a la ya establecida conciencia de que las obras de arte no se pueden entender en aislamiento de las sociedades en que se producen y, por otra parte, a la nueva conciencia de que hacemos parte de un tiempo y un mundo globalizado en el cual son cada vez más estrechas la comunicación y la interdependencia entre los distintos países, lo cual hace necesario mantener un sentido dual, de lo nacional y lo internacional en la apreciación del arte.

Generación emergente, Kienyke

Dice Serrano que sería imposible presentar en una muestra de este tipo todas las obras merecedoras de atención, pero de todas maneras los trabajos de los artistas incluidos representan la energía de su generación. Sus urgencias son formales y filosóficas, materiales e ideológicas. Brotan de las singulares experiencias e imaginación de una generación  formada en un país en constante guerra interna y de inveterada violencia, pero de una generación que creció en red, cuyas comunicaciones con el resto del mundo son inmediatas, para la cual es obvio que el contexto específico y la situación local sólo pueden ser comprendidas plenamente en términos globales y cuyas obras buscan consecuente y  conscientemente trascender para llegar a un público heterogéneo, multicultural.

A pesar de la diferencia de modalidades presentadas, las obras de esta exposición hacen gala de una cuidadosa ejecución, hacen disímiles pero bien definidos señalamientos estéticos, y versan todas sobre ideas abstractas como permanencia, identidad, memoria, rutina, imaginación, política y comportamientos, todo lo cual se inscribe entre las inquietudes del mundo contemporáneo.

La muestra permanecerá abierta hasta el 2 de mayo, de lunes a viernes de 10:00 a.m. a 1:00 p.m. y de 3:00 a 7:00 p.m. Calle 80 No. 12 – 55- Teléfono 2177698. Entrada libre.