Desastres inolvidables en el escenario

Desastres inolvidables en el escenario

3 de noviembre del 2017

Ser una estrella de la música, subir a un escenario y estar a punto de cantar con miles de personas direccionando sus miradas sobre usted, es algo que sin duda pone los nervios de punta. Aunque todo esté perfectamente ensayado, nunca se está libre de dar un paso en falso y caerse estrepitosamente o que por el contrario alguna cosa de la escenografía falle haciéndole pasar un ridículo. Seguramente será una situación incómoda que quedará para siempre grabada en la mente y en los celulares de los seguidores. 

Por tal motivo, estos son algunos desastres en el escenario de las celebridades: 

Marilyn Manson: Uno de los desastres en el escenario más recientes le ocurrió al intérprete de ‘Tainted love’, cuando en medio de un concierto en el centro de Manhattan, Nueva York, decidió trepar un andamio que hacía parte de la escenografía, por desgracia, éste se vino abajo aplastando al artista de tal manera que no podía levantarse. 

Inmediatamente Manson fue evacuado en ambulancia rumbo al hospital más cercano. Posteriormente dijo a los medios de comunicación que “No sé lo que golpeó mi cabeza, pero caí sobre mi pierna y me fracturé el peroné por dos sitios. El dolor era insoportable”. Actualmente se recupera en su casa en Los Ángeles. 

Beyoncé: En el año 2013 durante un concierto en Montreal (Canadá) mientras la estrella estadounidense interpretaba su éxito ‘Halo’, ocurrió un terrible incidente: su cabello quedó atrapado en uno de los ventiladores que hacían parte de la escenografía. El hecho ocurrió mientras Beyoncé se disponía a bajar del escenario para saludar a su fanaticada. 

La artista pese al pánico del momento, siguió cantando mostrando así su profesionalismo, mientras que a la vez, parte del equipo de logística trataba de liberarla del ventilador. Posteriormente, la cantante decidió cortarse su melena para evitar que acontecimientos como éste ocurrieran de nuevo. Sin embargo, tiempo después decidió dejarse crecer el cabello nuevamente. 

Lady Gaga: La madre monstruo también es la madre de las caídas, varias son las ocasiones en que la cantante da un paso en falso y termina  de cara al piso. Sin embargo, su ‘desliz’ en el piano, es una de las más recordadas. 

Lady Gaga estaba dando un concierto en Houston cuando después de tocar algo de piano decidió subirse en éste utilizando una banqueta de equilibrio; pero para su mala suerte ni lo uno ni lo otro le funcionaron y terminó cayéndose estrepitosamente. Pese a esto logró incorporarse y continuar con su show. 

Madonna: La chica material se presentaba en los Brit Awards del año 2015, luciendo una enorme capa diseñada por Giorgio Armani cuando la ventilación del escenario la arrastró haciéndola caer por las escalas que hacían parte de la escenografía. La intérprete de ‘Like a Virgin’ se incorporó como pudo y siguió con la función. 

Más tarde la artista dijo a medios británicos que “tuve un poco de traumatismo cervical y me di un golpe detrás de la cabeza”. 

Justin Bieber: En el año 2012 durante su gira ‘Believe’, Bieber ofrecía un concierto en Arizona (Estados Unidos) cuando decidió darle la espalda al público y empezar a vomitar. Posteriormente el canadiense se fue para el backstage a terminarse de recuperar para luego volver y retomar el show ante su público que lo aplaudía sin cesar. 

Más tarde, el artista le dijo a los medios que la noche anterior al concierto había bebido leche entera, al parecer, es alérgico a los lácteos motivo por el cual tuvo que pasar por ese bochornoso momento.