El origen del universo, actuado y narrado por indígenas Embera-Chamí

El origen del universo, actuado y narrado por indígenas Embera-Chamí

7 de agosto del 2015

“Antiguamente, Dachicore –nuestro padre–, vivía solo. Él ha existido desde siempre y nunca tendrá fin. Dachicore, con su pensamiento, creó los ocho mundos y con una saliva de su boca creó a Karabi –nuestro Dios–”. Así inicia la parte teatral de Naveraida, una de las obras que el grupo Yakumama presentará próximamente en Bogotá, durante el XXIV Festival de Mujeres en Escena por la Paz.

Tiene varias características que la hacen imperdible. Por un lado, la obra es interpretada por tres sabedoras mayores del pueblo Embera-Chamí, asentado en la región andina; ellas son Alicia Guasorna, Noralba Siagama y Delfina Wazorna de 38, 47 y 58 años respectivamente, provenientes de los municipios de Pueblo Rico y Mistrató, Risaralda.

Al igual que muchos otros indígenas, ellas tuvieron que abandonar sus territorios ancestrales debido a la violencia generada por los grupos armados de la zona y, por eso, llegaron a la capital hace diez años.

Sin embargo, según Emilio Sierra, dramaturgo y director de la obra, en Bogotá no existen oportunidades de sustento para estas personas salvo la venta informal de artesanías y la mendicidad. Pero en el caso de las sabedoras, han encontrado “alternativas en expresiones artísticas como la música y el teatro”, y fue por medio de ellos que las tres mujeres se sumaron al grupo de Yakumama en 2014.

Emberas

De esta manera y con el apoyo de una beca del Ministerio de Cultura, juntos le dieron vida a la obra completamente narrada en ebera bedea (idioma nativo) con subtítulos en español, otra razón por la que vale la pena verla, pues expone al público a una lengua que data de tiempos prehispánicos. De ahí su nombre, que significa ‘antiguamente’.

Por último, Naveraida ofrece un recorrido por la mitología del pueblo Embera-Chamí, valiéndose de efectos sencillos de luces y sombras para recrear una versión fascinante del origen de la humanidad. Igualmente, resalta las tradiciones gastronómicas como la harina de Po, artesanales como los canastos, y ceremoniales como el maquillaje corporal, tradiciones que al parecer se han ido perdiendo con el tiempo.

Tal pérdida fue detectada por el grupo durante el lanzamiento de la obra en el 2014 en el resguardo de Karmatarrua, Antioquia, al encontrarse con que los indígenas de la zona vestían a la manera occidental y desconocían las técnicas ancestrales y fibras para tejer, entre otras cosas, lo que motivó al grupo a llevar su arte a mayores escenarios como el de este festival.

Es así que Naveraida constituye no solo una pieza de entretenimiento, sino una experiencia de recordación y un medio de acercamiento a las costumbres de los primeros pobladores de estas tierras.

¿Dónde y cuándo?

La obra se presentará en la sala Seki Sano de la Corporación Colombiana de Teatro, calle 12 No. 2 – 65. Su función será el lunes 10 de agosto de 2015, 7 p.m.