La magia de casarse en Cartagena

La magia de casarse en Cartagena

2 de octubre del 2012

Fotos: Antonio Flórez / Catalina + Andrés Fotografía

Desde hace 6 años, Pedro Herrera trabaja como wedding planner  de eventos y  bodas en Cartagena. Ha estado en Colombia y el exterior con importantes cadenas hoteleras como: Hilton, Sheraton en Cancún, y como gerente de alimentos y bebidas del Hotel Charleston Santa Teresa en Cartagena.

Bodas Cartagena

“Creo que Cartagena es un lugar mágico y surreal que reúne todos los ingredientes necesarios para una boda perfecta. Además es el escenario ideal para una gran celebración por su arquitectura, monumentos, historia e importancia cultural. Es un lugar que está de moda no solo en Colombia sino en el mundo entero. Lo tiene todo”, dice Herrera.

Para este organizador, la satisfacción de sus clientes es el motor de lo que hace. Es perfeccionista y le gusta todo con estilo, altura y siempre está dispuesto a cumplir con cualquier solicitud. “Me gusta que mis clientes tengan claro que están en manos de profesionales comprometidos y siempre busco crear conceptos diferentes para cada ocasión, en mi empresa todo es posible”.

Bodas Cartagena

Cuando trabajó para el Charleston Santa Teresa, en Cartagena, estuvo al frente de dos y hasta tres bodas en un fin de semana. Cuando se trata de planear matrimonios, Herrera se inspira en el mar, la música, el Sol y las murallas de su ciudad natal. Entre sus clientes famosos se encuentran Andrea Serna Y Juan Manuel Barraza. Se casaron en el patio republicano del hotel y fue una boda sofisticada, de buen gusto y muy privada.

De todas las experiencias que ha tenido como wedding planner recuerda especialmente la boda de Lilian y Lion, una pareja de británicos que enamorados de la ciudad decidieron casarse en Cartagena. “Lo planeamos todo durante un año. Todas sus familias y amigos viajaron desde Londres para acompañar a los novios en esta fecha especial. Fue muy emocionante”, cuenta Herrera. La ceremonia religiosa fue en la iglesia de Santo Domingo y la recepción en el Baluarte de San Francisco al aire libre.

Bodas Cartagena

Para ser wedding planner,  según Herrera, se necesita tener un buen abanico de opciones e ideas para que los novios no se sientan limitados. Espacios imponentes, ideas novedosas y detalles que sobresalgan. Se debe tener un buen show central, el menú seleccionado debe ser el apropiado y los estándares de calidad en el servicio deben ser altos. Las flores juegan un papel fundamental y no pueden faltar. Un buen manejo de las relaciones interpersonales y el carisma propio son el sello final.