Paula Arcila: “Soy machista en proceso de rehabilitación”

Paula Arcila: “Soy machista en proceso de rehabilitación”

13 de junio del 2019

A la actriz y presentadora Paula Arcila desde que era una niña le inculcaron la idea de que el matrimonio sería la salvación para su vida. Unas cuantas décadas después se convirtió en parte de su sustento, pero más como una fuente de inspiración para escribir que como un acto en sí.

Escuche la vida y obra de Boy George en su cumpleaños:


Una obra en la que interpreta a una mujer que está a punto de casarse después de varios intentos fallidos la puso a dar vuelta por algunos teatros del mundo. En esta ocasión aterrizó en Medellín, su tierra natal.

Una infancia “tradicional”

Arcila creció en una familia que no se salía de lo cotidiano, aún cuando en su entorno cercano solo estaba su madre. Cuenta que ella fue quien”adoptó” a sus tíos como la parte masculina que no había en la casa y en su niñez soñaba con casarse.

“Imagínate uno sin papá, sin plata, que faltaban varias cosas en la casa ¿qué le inculcan a uno? Que (un hombre) va a venir siempre a rescatarlo a uno de ahí de esa pobreza y de todas esas cosas tan feas que había. Soñaba con el matrimonio”, cuenta.

Pero años pasaron y su vida le fue mostrando que casarse no era eso que la iba a hacer ‘una mujer completa’. Cuenta que se casó dos veces, pero que ningún matrimonio fue cómo lo había imaginado en su juventud: “Ni de blanco ni en una iglesia”, ironiza.

Su trabajo la llevó a vivir en Miami por varios años, donde participó en programas de televisión que la hicieron reconocida ente la audiencia hispana.

Aunque su trayectoria en los medios la llevó en algún punto a escribir humor para otras personas el salto a las tablas lo vino a dar en 2012, con la obra ‘Monólogos de la Vagina’.

Su presencia escénica continuó con un nombre propio, con ‘Miss Cuarenta’, un monólogo en el que contó con gracia algunos de los pasajes de su vida que aunque eran propios muchas personas habían pasado por ellos.

No solo para mujeres

En el camino su pensamiento se ha visto inclinado hacia el empoderamiento de las mujeres, por lo que se considera “machista en proceso de rehabilitación”.

Tiene un podcast en el que cuenta historias de vivencias personales, más no únicas, de mujeres que han tenido problemas y da consejos para salir adelante.

Como no se reconoce como pura humorista, pues sostiene que sus obras son una mezcla entre teatro y stand up, intenta diferenciarse un poco de los chistes machistas que le tocaron cuando se crió.

Recuerda que en la primera etapa de su vida su familia se sentaba a “tomarse sus traguitos” mientras ponían un cassette de Los Tolimeneses, quienes “no hacían sino estar hablando tonterías de mujeres(…) siempre la mujer como objeto sexual”.

Como estos eran sus referentes dice que está segura que si revisa lo que escribía en otro tiempo encuentra comentarios que refuerzan estereotipos que ahora critica, pero que antes no lo notaba.

“Yo me crié en una sociedad machista, en una casa machista, pues yo tengo un ADN machista, pero poco a poco lo he ido tratando de sacar de mi sistema”, cuenta.

Un cambio de-mente

Con todo este trasegar encima llegó a su última producción: ‘Un cambio de-mente’.

En esta obra, dirigida a hombres y mujeres, cuenta algunas vivencias suyas que pueden ser de cualquiera.

A grandes rasgos es de una mujer que tiene que decidir si va a aceptar su cuarto matrimonio. La acechan temores por enfrentar nuevos cambios en su vida y finalmente cuenta si acepta, o no, casarse.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO