“Soy tímido por las situaciones que viví en mis primeros años”

“Soy tímido por las situaciones que viví en mis primeros años”

19 de marzo del 2014

Por @Lauquiceno

“Estaba buscando un actor que me diera los matices que imaginaba en un psicópata como Doctor Mata; es decir, que tuviera la habilidad de proyectar la doble personalidad que imagino en alguien como Mata, don de gentes, inteligencia, simpatía y al mismo tiempo pudiese tener la faceta cruel e insensible de un asesino de esas características, pensé en Enrique desde el principio porque siempre lo he admirado como actor, pero realmente fue la perfecta preparación con que llegó al casting y el resultado de ese casting lo que acabó por convencerme. Una mezcla de crueldad y simpatía, de humor y terror que era lo que yo estaba buscando” dice Sergio Cabrera, director de Doctor Mata del Canal RCN; una serie que en 60 capítulos contará la vida de Nepumoceno Matallana, un abogado y asesino que se ganaba la confianza de sus clientes para luego quedarse con sus pertenencias.

Con este personaje, Enrique Carriazo regresa a la televisión después de dedicarse a escribir tres guiones para cine y dirigir la película El Lunar. Sus papeles en Los Reyes, La Guerra de las rosas, Pedro el Escamoso y la película La Pena Máxima son recordados por los colombianos.

Sus interpretaciones son admiradas por los críticos y un aura de misterio rodea su vida. Durante mucho tiempo se negó a dar entrevistas y reservó para sí muchos momentos dolorosos de su vida. En una entrevista concedida a la Revista Elenco el actor habló abiertamente sobre el maltrato de sus padres y como esto le sirvió para encarnar al Doctor Mata: “Durante toda mi vida mis padres han tenido este comportamiento conmigo (agresor pasivo). Así que decidí actuar en esta serie porque a pesar de estar en un momento difícil, precisamente por las consecuencias psicológicas y físicas que me ocasionó la actitud de ellos, me motivó mucho tener la oportunidad de estar en una serie donde se hablara de esto”, comentó el actor.

Hablamos con él sobre la construcción de este personaje, su regreso a la televisión de la mano del director Sergio Cabrera y su faceta como escritor y director de cine.

Doctor-Mata-2-ok

¿Cómo era usted de niño?

Con el tiempo me di cuenta de que vivía una situación particular: Estaba triste pero luchaba a toda costa porque las personas no se dieran cuenta del trato que me daban mis padres.

¿En qué lugar creció?

En el barrio La Esmeralda en Bogotá

¿Cómo llega al teatro? ¿Dónde hace su primera obra?

Con la idea de aprender a escribir me inscribí en un curso llamado “El autor y el personaje” que dictaba el director de un teatro que se llama La Candelaria cuya sede está en Bogotá, sin saber que para ese curso era necesario actuar. Comencé a actuar allí y tiempo después me llamaron a actuar en el grupo. Mi primera obra se llamó En la Raya.

 ¿Qué significó su papel en los Reyes? ¿Cómo vivió toda esa sobreexposición a los medios?

Me gustó mucho porque esa idea de un hombre ignorante que se creía sabio era muy fértil para la comedia y bajo la dirección de Mario Ribero se podía explotar con toda confianza, así que recibí con mucha satisfacción que muchas personas vieran este trabajo.

Enrique-Carriazo-2-ok

Lea también

¿Sabía que Sergio Cabrera se casó con Amparao Grisales?

Jorge Alí Triana: El hombre que sobrevivió a seis matrimonios

¿Es una persona tímida? ¿Por qué?

Sí, soy tímido, por las situaciones que viví en mis primeros años.

¿Por qué se alejó de la televisión?, ¿A qué se dedicó?

Me dediqué a pensar en un tema que es muy importante para mí y es cómo ayudar a otras personas que viven una situación similar a la que yo viví con mis padres, a superar las graves consecuencias de este comportamiento. Por eso escribí tres guiones cinematográficos: No soy un ratón, Lejos de Harry y Poca Cosa, una serie para televisión llamada Tan contentos y estoy dirigiendo una película llamada El Lunar.

Doctor-Mata-2-ok

¿Qué lo anima a interpretar al Doctor Mata?

Principalmente, mostrar a través del personaje esa actitud contradictoria que genera mucha confusión en sus víctimas.

¿Cómo fue su conexión con el director Sergio Cabrera?

Fue muy intensa porque él es un hombre muy inteligente, pensante y sabe llevar muy bien su pasión, diría que tiene un sentido de realidad muy grande y esto fue vital para mí.

Al preguntarle al director Sergio Cabrera sobre usted dice: “Es un gran profesional que lleva su entusiasmo hasta las últimas consecuencias, estudia a la perfección sus diálogos, y no hablo solo de memorizar. Enrique busca dentro de cada línea la esencia de su personaje y explota con gran maestría cada una de ellas, es el tipo de actor que no se sienta a esperar a ver cómo el director le ayuda a componer el personaje, es un actor que le ayuda al director” ¿Es obsesivo con la técnica, con el proceso para meterse de lleno en la piel del personaje?

No lo veo como una obsesión sino como una herramienta básica sobre la cual construyo. Me vi obligado a inventar un método propio para sentirme un poco más seguro en este trabajo donde uno se mueve entre incertidumbres. Los hábitos de trabajo me brindan unas certezas que me permiten trabajar con mayor seguridad.

¿Y cuál es ese método propio?

Mi método consiste en encontrar dos ideas opuestas que luchen por sobreponerse una a la otra. Esta lucha debe encontrar canales expresivos para que el espectador la perciba no necesariamente en un nivel consciente. Estas ideas opuestas deben extraerse del libreto para que tengan que ver directamente con el sentido profundo de la obra.

Hábleme sobre el cine ¿Qué está preparando?

Estoy dirigiendo una película llamada El Lunar que habla de la manera en que los personajes enfrentan el dolor que le ocasionaron sus propias tragedias: primero idealizan a sus agresores, después inventan una realidad mejor pero absurda y por último logran enfrentar la verdad y conseguir su liberación.

Enrique-Carriazo-1-ok

¿Cuándo podremos ver una obra dirigida por Enrique Carriazo?

La película El Lunar la estamos rodando por etapas y ya completamos la primera de cuatro. Estoy muy emocionado porque trabajo con unas personas a quienes quiero mucho y quienes son unos grandes actores: Jacqueline Arenal, Sebastián Martínez y Kathy Sáenz y con ellos espero muy pronto rodar las etapas finales para poder mostrar esta película que me emociona mucho.

¿Por qué no concede tantas entrevistas?

No concedía tantas entrevistas porque no me atrevía a hablar de situaciones personales, pero al darme cuenta de que al hacerlo puedo ayudar a algunas personas me he sentido motivado.

¿Qué es lo mejor de la actuación?

Que te da la ilusión de que puedes descubrir el sentido de las acciones, lo que nos mueve a los seres humanos, que puedes adoptar una mirada que da una perspectiva sobre lo general y esto genera tranquilidad.

¿Y lo peor?

Que todo lo anterior no se puede trasladar a la vida, son habilidades propias de la ficción, es decir que al ser útil para una ilusión termina siendo una.

¿Qué espera con este personaje, cómo cree que la gente se conectará con esa historia de la Bogotá de los años cuarenta?

Espero que quienes viven situaciones con personas que tienen una apariencia de bondad pero que esconden intenciones destructivas, puedan sentir que no están solos, que sus percepciones son ciertas. El hecho de que la historia suceda en otra época transmite la idea de que esto sucedió “hace mucho tiempo” y nos permite disfrutar la historia con mayor tranquilidad.

En su caso personal ¿Para qué le ha servido la actuación?

Tal vez para darme autorización a pensar mucho tiempo en los temas que me apasionan, para pensar que los seres humanos somos en esencia iguales, para pensar que las cosas dolorosas no tienen sentido pero se lo podemos encontrar, para suspender momentáneamente la timidez y otros beneficios que no tengo muy claros pero que hacen que disfrute mucho este oficio.