Una clase artística a flor de piel

12 de diciembre del 2017

Las fotos causan furor en las redes sociales.

Una clase artística a flor de piel

Foto: RCN

Justo antes de darse a conocer los cinco aspirantes a ganar el reality de Protagonistas, los participantes tuvieron la oportunidad de aprender un poco más gracias a la clase de modelaje de Carolina Castro, que en esta oportunidad contó con la presencia de la directora de la revista SoHo, Ana María Londoño y el fotógrafo Juan Moore.

Laura O, Gisselle, Maria P, Daniella, Amílcar, Camilo y Jonathan mostraron sin miedo, penas y pudor sus cuerpos frente al lente del fotógrafo.

Las imágenes, que fueron publicadas en la cuenta oficial del programa, hicieron de las redes sociales una ola de comentarios positivos, críticas y apoyo a los aspirantes.

Laura O y Gisselle fueron las más comentadas, y con mayor interacción, por los seguidores del programa. En ellas, ambas muestran sus cuerpos con poca ropa y realizando los gestos más provocantes para el público.

“Talento y mucha belleza”, “Felicidades a los chicos, qué buenas fotos”, son algunos comentarios positivos que se rescatan dentro de las publicaciones.

Las confesiones más íntimas de los protagonistas

Luego de las emotiva clase de Jorge Enrique Abello, como es habitual, los participantes salieron con sus emociones al aire. Sensibles, expuestos y susceptibles a cualquier comentario se tomaron unos minutos para reflexionar sobre su pasado y revelar detalles que pocos conocían de su vida personal.

Amílcar y Gisselle fueron enfocados directamente por las cámaras. Desorientados emocionalmente, buscaron en el otro un apoyo momentáneo para hablar de lo que podría ser su mayor secreto.

“Se metió a mi cuarto y me intentó violar”, dijo Gisselle mirando su compañero fijamente.

“Yo forcejeaba con él. Mientras le pegaba me intentaba bajar los pantalones. Gritaba y gritaba, peleé feo con él. Me dejó los brazos vueltos nada, las muñecas me las torcía. Y no me alcanzó a violar”, completó.

Amílcar no se quedó callado. Tuvo un momento de debilidad y le dijo a su compañera en la Casa Estudio que cuando él tenía ocho años, un trabajador de confianza, en su casa, lo amenazaba y tocaba. Le decía que en caso de abrir la boca lo mataría, tanto a él como a algún ser querido el cuál Amílcar no da el nombre.

“Por eso me quedé callado, no decía nada”.

El participante aseguró que esa persona nunca volvió al hogar y con el miedo aún latente, decidió callar hasta ese momento.

Vea aquí el momento completo de las confesiones que los dos participantes que conmovieron a los fieles espectadores de Protagonistas.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO