¿Y si un día en el espejo vieras al hombre más poderoso del mundo?

¿Y si un día en el espejo vieras al hombre más poderoso del mundo?

16 de septiembre del 2015

En el 2008 Luis Ortiz, un puertorriqueño del Bronx, padre desempleado que jugaba billar por dinero, se dio cuenta gracias a algunos amigos que un rostro muy parecido al suyo aparecía en la portada del ‘New York Daily News’.

Lea también: Con una gira de documentales, regresa Ambulante Colombia

Cuando agarró el diario no notó un gran parecido entre su rostro y el del candidato demócrata a la Casa Blanca, pero Pat (amigo y barman) empezó a persuadirlo para que se convirtiera en doble de Barack Obama. Llevaba un año desempleado y necesitado dinero. Debía, según su amigo, asumir ese trabajo que es más duro de lo que parece.

“Cayó de la nada y ha sido una bendición y una maldición a la vez”, dijo Ortiz en una entrevista a ‘Nuevo Día’.

Se afeitó la barba tipo chivo y con la ayuda de Pat, quien tiene nociones de modelaje, empezaron a convertir a este sencillo obrero en el futuro doble del hombre más poderoso del mundo. En septiembre de 2008 y después de haber practicado frente al espejo muchas veces, Ortiz decide lanzarse al público en la última partida en el viejo estadio Yankee.

Ortiz, bien disfrazado, subió las gradas junto a algunos amigos, los cuales fueron retirados por la policía que pensó que se trataba del original Barack Obama.

Cine-Ambulante-2

El otro Obama jugando billar.

“No todo el mundo ama a Obama y como me parezco tanto a él la gente me utiliza para decir cosas que no le pueden decir en persona. Siendo latino en Nueva York he tenido que bregar con insultos como el que te llamen ‘spic’ toda la vida (spic es un insulto en inglés dirigido a latinos e hispanohablantes). Pero de la noche a la mañana empecé a recibir insultos increíblemente racistas, he escuchado mucho la palabra con n'”

El martes 7 de octubre del 2014 se lanzó para la internet el documental ‘Bronx Obama’ del cineasta Ryan Murdock, un joven director que siguió a Ortiz durante el primer mandato de Obama. Fueron más de tres años en los que el director financió todos los costos de producción de esta cinta en la que narra momentos inherentes al personaje mientras se adentra en la incógnita de lo que significa ser alguien que no eres.

“Voy a hacer esto durante los próximos 15 o 20 años por que Barack Obama es el primer presidente afroamericano. Es un icono, ha hecho historia y ha tenido dos mandatos con lo que hay suficiente material para que yo ordeñe la vaca hasta el final”, dijo Luis Ortiz en una entrevista al ‘National Journal’.

‘Bronx Obama’ es una de las películas que hacen parte de la cartelera de Cine Ambulante, un festival de documentales que recorre varias ciudades del país.

Cine-Ambulante-1