Consejos para que su mascota no sufra en verano

Pixabay

Consejos para que su mascota no sufra en verano

10 de enero del 2019

Las épocas de verano y vacaciones no solo las disfrutan las personas, los animales también lo hacen. Aprovechando el tiempo libre que suele haber por esas fechas es conveniente programar diferentes actividades físicas con tus mascotas teniendo en cuenta precauciones y cuidados necesarios, teniendo en cuenta que el deporte es de suma importancia para su bienestar.

En el momento de realizar una actividad física acompañado por la mascota, en especial por un perro, es importante llevarle buena hidratación y asegurarse de que la actividad no sea excesiva, ya que podría traer consecuencias negativas.

No solo las personas sufren de enfermedades o presentan síntomas de depresión, las mascotas también lo hacen. Por eso, es importante que se sientan libres y que tengan espacios para realizar diferentes actividades a través de su crecimiento.

La piscina es una opción para que la mascota se ejercite y tenga un momento de relajación, pero se deben seguir recomendaciones como: estar cerca y pendiente al animal y dejarlo entrar y salir por sus propios medios, pues empujarlos al agua podría asustarlos y dejarlos traumatizados. Así mismo, es recomendable prestar atención por si en algún momento se sienten cansados y se hace necesario sacarlos rápidamente porque se pueden ahogar.

Los baños largos en la piscina no son muy recomendables. Lo ideal para tu mascota es permitirle el ingreso a la pileta por poco tiempo, dejarla que se divierta y jueguen unos minutos, y luego sacarla y esperar a que recupere el aliento. Después de esto, dejarlos entrar nuevamente.

Cuando salgan de la piscina, es aconsejable bañarlas para evitar enfermedades, sacarles el agua de los oídos y luego revisar sino presentan molestias.

El cambio de clima y de rutinas normalmente son causas de algunos desajustes de salud en las mascotas. Por eso, conocer e identificar algunos cuidados ayudaría a su animal. Días calurosos y soleados pueden causar quemaduras y cansarlos más rápido. Se recomienda elegir horarios donde el sol no sea tan fuerte y aplicarles protector solar para mayor protección.