Perros pueden detectar el cáncer de pulmón

20 de junio del 2019

Según estudio de Asociación Americana de Osteopatía.

Perros pueden detectar el cáncer de pulmón

Wikimedia

Según un estudio los perros de raza beagle pueden detectar el cáncer de pulmón con un 97% de asertividad.

Investigadores de la Asociación Americana de Osteopatía pusieron a prueba a tres perros beagles para identificar el cáncer de pulmón solo utilizando su olfato. Los perros fueron elegidos por tener genes receptores de tipo olfativo superiores al estándar.

Por medio de muestras de sangre de pacientes diagnosticados recientemente con cáncer de pulmón y sin recibir ningún tratamiento, y pruebas de personas sanas, los perros pudieron identificar cuales era las pruebas cancerígenas.

Lo perros se sentaban si hallaban la muestra correspondiente al cáncer de pulmón e ignoraban las que no para continuar con el siguiente recipiente.

Los sabuesos se entrenaron durante dos años para el estudio y ninguno de ellos había sido entrenado previamente para detectar muestras de sangre.

En la etapa de entrenamiento, los perros debían olfatear recipientes de metal con múltiples perforaciones con las diferentes pruebas al nivel de sus ojos. Los beagles podían tomarse todo el tiempo necesario para evaluar cada muestra.

Los canes identificaron en las pruebas de cancerígenas los biomarcadores que la caracterizan, es decir, las sustancias biológicas que aparecen como respuesta del organismo ante ciertos tipos de tumores causados por el cáncer.

El estudio afirmó que los biomarcadores que detectan los perros no se han podido identificar individualmente pero al hacerlo esta podría ser una herramienta de detección clínica creada en base a estas sustancias.

Por ahora estas pruebas han sido pilotos para ser una medida de detección del cáncer no invasiva, el estudio reconoció que:

“Se necesitan estudios futuros para determinar si los perros pueden detectar el cáncer en una etapa más temprana que los métodos actuales de radiografía de tórax y tomografía computarizada”.

Es decir, que aunque podría ser un tratamiento más rentable y menos dañino para detectar el cáncer de pulmón, sigue teniendo el mismo rango de diagnostico que los métodos convencionales, las cuales dan resultado pero cuando en etapas avanzadas del cáncer.

Finalmente, los objetivos próximos del estudio son: identificar el número mínimo de biomarcadores necesarios en una muestra para un diagnostico positivo del cáncer.

También pretenden criar y entrenar a seis cachorros, “producir una línea genética predispuesta a la detección del olor del cáncer. Más adelante, estos mismos perros serán entrenados para detectar el cáncer de pulmón en el condensado exhalado y la saliva de los donantes”, afirmaron los investigadores en su publicación.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO