13% de los océanos no ha sido tocado por el hombre

29 de julio del 2018

Un grupo de investigadores  de la Universidad de Queensland (Australia) realizó un estudio, que fue publicado en la revista Current Biology, y en el que se alertó sobre la destrucción de la biodiversidad marina. Los científicos, que han realizado el primer análisis sistemático de los océanos de todo el mundo, advierten que solo un 13% de la vida marina […]

13% de los océanos no ha sido tocado por el hombre

Un grupo de investigadores de la Universidad de Queensland (Australia) realizó un estudio, que fue publicado en la revista Current Biology, y en el que se alertó sobre la destrucción de la biodiversidad marina.

Los científicos, que han realizado el primer análisis sistemático de los océanos de todo el mundo, advierten que solo un 13% de la vida marina puede clasificarse hoy como salvaje.

Se trata del primer análisis sistemático de la vida salvaje marina en el mundo que arrojó resultados poco alentadores.

Según las investigaciones, en el Ártico, en la Antártida o en remotas islas del Pacífico, son aquellas las que menos alteraciones por la mano del ser humano presenta, mientras que en las regiones costeras, casi no hay áreas vírgenes, señala el trabajo.

Kendall Jones, investigador en biodiversidad y conservación en la universidad australiana y autor principal del estudio, comentó que es realmente sorprendente que solo quede poco de naturaleza marina sin ser alteradas por los hombres.

“El océano es inmenso y cubre más del 70% de nuestro planeta, pero hemos logrado afectar significativamente a casi todo este vasto ecosistema”, comentó el investigador.

Además, fue enfático en asegurar que la devastación del hombre en la tierra, es más fácil de documentar, en cambio debajo de los océanos es más complejo y difícil, entre otras cosas, por la falta de tecnología necesaria.

“Las áreas salvajes e inalteradas poseen niveles masivos de biodiversidad y especies endémicas, y son algunos de los últimos lugares de la Tierra donde aún se encuentran grandes poblaciones de depredadores”, manifestó Jones.

El estudio además muestra que menos del 5% de la vida marina salvaje está actualmente protegida, la mayor parte se encuentra en ecosistemas de mar adentro, con muy pocos espacios protegidos en áreas de alta biodiversidad como los arrecifes de coral.

“Esto significa que la gran mayoría de las áreas vírgenes marinas podrían perderse en cualquier momento, ya que las mejoras en la tecnología nos permiten pescar a más profundidad y transportar mercancías cada vez más lejos”, puntualizó Jones.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO