Redescubren anfibios en Colombia que creían extintos

9 de julio del 2018

Sin embargo, siguen en peligro.

Redescubren anfibios en Colombia que creían extintos

La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza-UICN- rescató una buena noticia que se produjo en las últimas horas, pues cuatro especies de anfibios que se creían extintos en Colombia y Ecuador fueron redescubiertos, pese a que los niveles de amenaza que tienen siguen siendo altos.

Se trata del jambato de Río pescado (Atelopus balios); el jambato negro(Atelopus ignescens), una rana nativa de Ecuador; y el atelopus nanay, una especie también endémica de Ecuador. Todas ellas se creían desaparecidas a causa de una enfermedad mortal causada por un hongo llamado “chytrid” que afecta a los anfibios.

El “rhaebo colomai”, otra especie de rana endémica de las laderas occidentales de los Andes en el norte de Ecuador y el sur de Colombia, también se creía extinta para siempre por la pérdida de su hábitat natural.

“Estos descubrimientos son alentadores, pero las especies siguen sufriendo el impacto negativo de amenazas inducidas por el ser humano”, aseguró  la coordinadora de la sección de anfibios de la lista, Jennifer Luedtke.

Sin embargo, pese a que el descubrimiento de los anfibios es bueno, estos deben lidiar con la destrucción y degradación severa de su hábitat, así como con la depredación por especies no nativas, el hongo “chytrid” y los efectos del cambio climático, según indicó Luedtke.

Los resultados de estos avistamientos de anfibios se conocieron gracias a la actualización de la lista que maneja la UICN, en la que también se evidenció que una especie vegetal común en las Islas Baleares (Carthamus balearicus) y procedente de la familia de las asteráceas que hasta ahora se consideraba vulnerable, salió de las categorías que implican amenaza y ahora se cataloga como una especie “casi amenazada”.

La lista incluye un total de 93.577 especies de las que 26.197 están amenazadas de extinción.

“La actualización de la lista roja publicada hoy revela los ataques constantes a los que se enfrenta la biodiversidad de nuestro planeta”, sostuvo en el comunicado el director general de la UICN, Inger Andersen.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO