¿Cómo escoger el sostén perfecto?

15 de junio del 2018

Uno de los problemas de una mujer al vestirse es el sostén, estos son algunos trucos para escogerlo.

Sostén

Desde la perspectiva alejada de la realidad de un hombre, puede parecer que usar sostén es la cosa más sencilla del mundo, su única preocupación es desabrocharlo en el momento de la intimidad. La verdad es que puede llegar a ser algo bastante incómodo. Al momento de comprarlo, lo que más atrae es su diseño y estilo, pero suele tener dos contra, se desajusta durante todo el día y ocupa mucho espacio en el armario.

Igualmente, es complejo encontrar un modelo que se ajuste idealmente a la talla de la mujer, quedando el soporte incorrecto o apretando en diferentes áreas, por eso es que cuando llega el final del día, el quitarse el sostén es un momento de éxtasis y liberación. Estas son una serie de consejos para lograr comprar el perfecto.

Al momento de escoger la talla, es un error usual elegir la que no se adapta a su cuerpo, o tener una idea preconcebida de cuál es la correcta. Algo para tener en cuenta es que la talla puede variar con el tiempo, ya que su escote puede estar en un lugar diferente al de algunos años atrás. Al momento de encontrar la perfecta, se deben tener en cuenta parámetros como el tamaño de la copa, el tipo de tejido que lleve en la banda, la forma del aro, el tallaje de la marca o incluso el tipo de encaje. De esta manera, cada tienda puede variar en su forma de tallar, pero los dos aspectos más importantes a prestar atención, la talla de contorno y la de la copa. Existen diferentes calculadoras en línea que pueden ayudarle a encontrar la medida justa.

¿Cómo medir el contorno? De pie, con posición erguida y sin sostén, con ayuda de un metro rodee la espalda por debajo del busto, donde se ubica generalmente la banda del sujetador, la cinta métrica debe quedar firme y a buen nivel, para evitar dar con una medida poco exacta, ajustada pero no apretada. Para las tallas en centímetros, se cuenta con la medida obtenida y se le suma 15, es decir, si el contorno es de 82 cm, la suma da 97, las tallas van de cinco en cinco, entonces se debe redondear a 95. Los sujetadores delicados son bastante elásticos, por lo que seguramente su talla es menor de la que creía.

¿Cómo medir la copa? Póngase su sostén favorito, el que mejor le ajusta o con el que se siente más cómoda, de esta manera, los senos están a la altura que se desea. Con el metro, rodee la parte que más sobre sale de su pecho, al nivel de los pezones. Reste esta medida a la del contorno, entonces, si la del busto es  97 y la del contorno es es 80, quedaría 17. Con este valor tenga en cuenta la siguiente tabla: de 12 a 14 cm se obtiene A, de 14 a 16 cm, B, de 16 a 18 cm, C, de 18 a 20 cm, D, de 20 a 22 cm, E, y así sucesivamente. Entonces, con el ejemplo anterior, si la medida de diferencia es de 17 cm, se tendría una copa C.

Junto con la medida del contorno con la letra de la copa se tendría un 90 o 95C. Esa es la medida de referencia, por si quiere comprar en internet.

Para darse cuenta sí es la medida correcta, Miryha Fantegrossi, vicepresidenta de una reconocida marca de lencería, dice, “Si el ajuste es correcto, no deberías notar siquiera que lo llevas”. Los tirantes se deben ajustar para que queden firmes pero sin clavarse en los hombros. Al mirarse en el espejo, el busto debería quedar a mitad de los hombros y los codos. Para probarlo, use su camiseta más apretada, “Si se forman arrugas o ves que sobresale piel, entonces no llevas la talla adecuada”, explica Harvey Nichols, experto en el tema.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO