De supermodelo a embajadora de la UNESCO

De supermodelo a embajadora de la UNESCO

28 de mayo del 2011

Antes que Angelina Jolie, celebridad dedicada a las labores sociales en los países no desarrollados, estuvo Bibi Russell. Nacida en Bangladesh, Bibi fue bendecida con una belleza exótica que la llevó a ser portada y protagonista de editoriales en las páginas de revistas como Vogue, Cosmopolitan y Harper’s Bazaar. Pero su paso por la moda no fue sólo un asunto de vanidad y glamour. Bibi comprendía qué era pertenecer a una zona del mundo que no cuenta con los beneficios del primer mundo, y que por el contrario sufre pobreza y sobrepoblación.

En 1975 se graduó del London College of Fashion y aunque fue la favorita de diseñadores de la talla de Yves Saint Laurent, Armani, Lagerfeld y Kenzo, Bibi detuvo su carrera como imagen de las casas de modas en 1994, para iniciar su trabajo como diseñadora de modas. Volvió a Bangladesh y creó su propia marca, Bibi Productions, que mezclaba elementos tradicionales bengalís con moda vanguardista.

Con ayuda de la UNESCO lanzó su primera colección en Europa, y empleó treinta y cinco mil tejedores del área rural de Bangladesh. La celebridad abandonaba su vida de lujos para dedicarse a entrenar artesanos del mundo en procesos de producción para facilitar sus labores y ayudar al incremento en sus ganancias. También les da un enfoque global en términos de moda, para que puedan comprender qué pasa a nivel mundial en las pasarelas y crear prendas y elementos únicos.

Bibi estuvo en Colombia en un evento de la Secretaría de Desarrollo Económico para desarrollar un proceso de capacitación y sensibilización en diseño de moda y accesorios, dirigido a la cadena artesanal de Bogotá. La idea es rescatar los materiales y oficios tradicionales, e incorporar una mayor utilización de fibras y tintes naturales de nuestro país.

Haga clic sobre la foto para abrir galería.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO