Carlox Angarita: el tatuaje viviente

Carlox Angarita: el tatuaje viviente

21 de junio del 2013

“El tatuaje no es una cuestión de  moda, sino de gustos, tatuarse rostros de personas y objetos que les gusten mucho a uno. Si alguien se va a tatuar y lo está haciendo por moda lo veo mal porque es para toda la vida, y la moda no es para toda la vida”, dice Carlox Angarita mientras prepara las agujas y tintas para un nuevo tatuaje. Carlox es uno de los mejores tatuadores del mundo en la corriente del realismo, un estilo donde los rostros, los paisajes y lo objetos cotidianos cobran vida en la piel.

Es de Bucaramanga y tatúa desde hace 8 años. Es propietario de Subterránea Tattoo y su trabajo ha sido reseñado en revistas especializadas de todo el mundo: Tattoo Society y Tattoo Savage de Estados Unidos, Dgn tattoo de Argentina, DgnTattoo de España y World Tattoo de Alemania. Antes de dedicarse de lleno a dibujar en cientos de pieles estudiaba educación infantil y los tatuajes llegaron a su vida como a la de muchos en la adolescencia:

– A los 14 años me hice mi primer tatuaje. Más o menos como en esa época, pero no es recomendado y hace nueve años empecé a experimentar pero no ejercía profesionalmente.

Tatuajes Carlox Angarita, Kienyke

En su sala los rostros de Jack Nicholson, Salvador Dalí y Alice Cooper reciben a los clientes. Aquí el que entra y no tenga alguna modificación corporal es el raro. Cada vez es más frecuente encontrar a más personas tatuadas en todos los ámbitos y se calcula que 1 de cada 8 personas en el mundo tiene al menos un tatuaje.

Todos los días recibe clientes que quieren modificar un tatuaje inicial que no fue hecho con la técnica correcta o que marcan etapas de la vida que ya no están: nombres de parejas, o imágenes que estuvieron de moda como rosas o hadas. Para Carlox es claro lo que hay que tener en cuenta antes de tomar la decisión:

-Primero que todo estar seguro de lo que se quiere hacer porque es para toda la vida, segundo, que no se tatúe con el amigo o el que cobre más barato sino que busque a un buen tatuador y también buscar la trayectoria y el estilo de ese tatuador. Porque si yo hago realismo y la persona quiere hacerse un estilo vieja escuela o nueva escuela pues no le va a quedar tan bonito como el que es especialista en eso. Tercero, la bioseguridad, que esté tatuando con cosas nuevas. Una forma de estar fuerte para resistir un tatuaje, es no consumir licor durante una semana porque el cuerpo está más fuerte. Hay gente que se toma unos traguitos y viene medio enguayabado, con la piel muy sensible.

Un nuevo rostro se suma hoy a su portafolio, un proyecto de tatuar a algunos bateristas en las piernas de Carlos Ruiz, director de Broken Tattoo, una de las revistas especializadas en el tema en Bogotá. De nuevo el volumen, los brillos y la profundidad en los trazos que caracterizan a esta escuela,  una especie de de fotografía impresa en la piel, que pueden ir desde familiares, actores, cantantes hasta animales.

Carlox Angarita, Tatuajes, Kienyke

“Si no tienes algún tatuaje o alguna modificación corporal, no te creen que eres diseñador. Se está volviendo como un requisito para ser diseñador”, Carlos Ruiz

-Yo soy baterista desde hace 15 años, entonces decidí que mi pierna va a ser un proyecto para Carlox Angarita, donde solo me van a hacer rostros de bateristas, van a ver al menos 10 rostros de músicos.  Estoy comenzando un tatuaje de Joey Jordison, de Slipknot, mientras cicatriza me van a hacer el de Travis Barker.

Para Carlos Ruiz, director de Broken Tattoo, un medio impreso que nació hace tres años para difundir el arte corporal en Colombia, cada vez existe una sociedad más abierta al tema de los tatuajes, e incluso en algunas profesiones como publicidad y diseño es común encontrar muchas modificaciones corporales.

Desde su revista recomienda buscar sitios certificados con bioseguridad. En Colombia la Resolución 2263 del 2004 del Ministerio de la Protección Social establece los requisitos para la apertura y el funcionamiento de los establecimientos donde se realicen procedimientos invasivos como el piercing y el tatuaje. Tener en cuenta que los suministros y las tintas sean de buena procedencia.

-El tatuaje en todo sentido ha evolucionado, desde la técnica y la cultura, en cuanto a la calidad de las máquinas, de los pigmentos, en cuanto al tatuaje en Colombia pues vemos que es uno de los países que está más avanzado en este campo, incluso viene gente de Estados Unidos a tatuarse acá.

Para Carlos tatuadores como Kike de Arkham Tattoo, de la corriente tradicional, Sergio Cobra de Lucky Tattoo, que maneja técnicas mixtas, de realismo, nueva escuela y vieja escuela, Daniel Fonseca de Dermographix, Miguel de Acid InK,  Julio forero de Medellín, Álvaro Carvajal e Ítalo en el Valle del Cauca  son algunos de los mejores artistas del país.

Carlox Angarita, Tatuajes, Kienyke

Para Germán Hernández de la Secretaría Distrital de Salud de Bogotá, de acuerdo con la información reportada por los Hospitales de la Red Pública Adscrita a la Secretaria a noviembre de 2012, se habían identificado 153 establecimientos dedicados a las actividades de tatuaje y/o perforación corporal; sin embargo, de acuerdo a la información suministrada por los trabajadores del sector se estima que existen alrededor de 400 establecimientos en el Distrito Capital.

En Bogotá la Dirección de Desarrollo de Servicios de Salud, a través del Área de Vigilancia y Control de la Oferta es la encargada de realizar la Inspección, Vigilancia y Control de este tipo de establecimientos.

Desde tiempos antiguos el hombre transforma su cuerpo, en 1991 se descubrió una momia, Otzi, de más de 5000 años con 57 tatuajes en su cuerpo, en la antigüedad las marcas identificaban a cada individuo y su estatus dentro de una tribu. De acuerdo a la época el hombre transforma los símbolos, los colores y utiliza su piel como lienzo.

Para ver el video de Carlox tatuando un retrato Travis Barker (baterista de Blink182) a uno de sus clientes haga clic aquí.