Señales que alertan sobre la vejez de los padres

7 de julio del 2018

La Clínica Mayo resaltó ocho alertas.

Señales que alertan sobre la vejez de los padres

Una de las etapas de la vida es la vejez. Es algo completamente normal, sin embargo, algunas familias o personas no están preparadas para afrontar ese proceso, sobre todo cuando el que se está poniendo viejo es el padre.

Muchas veces surgen preguntas como ¿cuál es la dieta ideal?, ¿cuánta actividad física es recomendada al envejecer? o ¿cómo puede tener la seguridad de que sus padres se cuidan bien y están sanos? Ante todos esos interrogantes que se hacen las personas, la clínica Mayo destacó ocho señales de alerta que demuestran cuando se pone viejo alguien y que se deben tener en cuenta para guiarse.

Lo primero es analizar la rutina. Mirar la apariencia de los padres y revisar que sigan haciendo esto a diario, como bañarse y cepillarse los dientes, pues de no hacerlo, podría ser una señal de demencia, depresión o discapacidad física. Además, se debe prestar atención al estado de la vivienda, si funcionan las luces, han lavado los platos o si han cuidado del jardín. Cualquier cambio en la forma en que los padres hacen las cosas de la casa podría dar una pista sobre su estado de salud.

La memoria.  Es necesario hacer las mismas preguntas una y otra vez, para verificar que siempre tienen la respuesta correcta. Perderse en lugares conocidos, no poder seguir instrucciones o confundirse respecto al tiempo, las personas y los lugares son señales de que esa persona puede estar llegando a la vejez.

Realizar preguntas directas en busca de alertas, si tienen dificultad para subir y bajar por las escaleras estrechas, si alguno de ellos se cayó recientemente o si recuerdan los medicamentos que deben tomar.

Bajar de peso sin proponérselo podría ser la señal de que algo anda mal. El adelgazamiento podría relacionarse con muchos factores, entre ellos la dificultad para cocinar o el la pérdida del sabor y del apetito.

Los otros cuatro aspectos corresponden a cómo conducen las personas, si su círculo social ha disminuido, igual que su sentido del humor y como se movilizan por la casa y en la calle.

Si nota algunos de los síntomas que enunció la Clínica Mayo, seguramente su familiar o usted se está poniendo viejo.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO