¿Por qué no es bueno para la salud usar tangas?

¿Por qué no es bueno para la salud usar tangas?

3 de mayo del 2017

La tanga es sin duda símbolo de comodidad a la hora de usar alguna prenda ajustada, y símbolo de sexualidad para una noche cargada de pasión. Sin embargo, su uso frecuente puede traer problemas de salud y ahí es cuando la situación deja de ser cómoda y sexy.

Para empezar, la ropa interior se creó con el objetivo de proteger las zonas íntimas de las afectaciones del ambiente y los materiales de la ropa que pueda lastimar los genitales. En ocasiones la tanga no cumple con esta función al desdibujar esta barrera de protección con el exterior.

La tanga, al ser una prenda tan ajustada y hecha con materiales que poco favorecen a la vagina, al retener la humedad provocando un desbalance del ph y por ende, dando puerta abierta a infecciones e irritaciones.

El lado oscuro de la tanga 

KienyKe.com se comunicó con el médico general Andrés Prasca, quien según su criterio, no es malo usar tangas de forma frecuente siempre y cuándo estas sean de algodón, puesto que este material no retiene tanto la humedad. Pero si por el contrario, se usa esta prenda hecha con materiales no apropiados, el experto dice:

“Con el uso de esta prenda se pueden presentar básicamente 3 inconvenientes. EL primero, dependiendo del material de fabricación pueden retener la humedad ocasionando alteración del pH vaginal lo cual aumenta la posibilidad de infecciones.

Segundo, por el material de fabricación y lo ajustado de la prenda se puede presentar fricción lo que puede ocasionar microlaceraciones,  las cuales favorecen las infecciones micóticas (por hongos) Y para finalizar, se facilita la migración de microorganismos del área rectal a la vagina lo que también puede conllevar a infecciones”.

Esta prenda se mueve al ritmo con que se mueve e cuerpo y al estar entre los gluteos tiene un roce con el ano, lo cual hace que bacterias situadas allí producto de las heces se transporten de manera más fácil hacia la vagina. Además, si hay sudor de por medio, la situación se vuelve perfecta para cultivar más bacterias que pueden terminar con alguna infección en las vías urinarias.

“Cuando la tanga está elaborada en materiales como la lycra y los encajes pueden provocar laceraciones en la zona íntima. Además, por el  mecanismo de fricción podría llegar a ocasionar hemorroides en la persona”, agregó Andrés Prasca.

Para finalizar, el tema tampoco se trata de prohibir el uso de la tanga al cien por ciento, pero no todos los días y menos en materiales que puedan ocasionar los problemas ya mencionados. “Todo en exceso es malo”, dice la sabiduría popular. Eso sí, cuando vaya a comprar o a usar estas prendas asegúrese que sean de algodón para que se proteja la zona íntima.