Cómo decirle a su pareja que se practique un examen de ETS

Cómo decirle a su pareja que se practique un examen de ETS

18 de noviembre del 2017

La única manera para no contagiarse de una Enfermedad de Transmisión de Sexual es la abstinencia, siempre en cada relación sexual se debe tener sexo seguro, no solo protegiéndose con un anticonceptivo sino con el uso del condón.

Cuando la pareja es estable y los dos están seguros de ser monógamos querrán dejar de usar condón, sin embargo, es importante que se respeten las reglas o preguntar sin tapujo a la pareja si hay riesgo de contagiarse de alguna enfermedad sexual. Si alguno de los dos no está seguro, es importante que la pareja se practique un análisis antes de tener sexo sin protección.

Al decirle a su pareja que se someta a ese tipo de examen no es por la falta de confianza sino como una muestra de amor en el que hay un acuerdo de respeto y cero secretos. Sería importante siempre consultar al médico quien tendrá que decirle qué tipos de exámenes tienen que practicarse exactamente.

Uno de los exámenes que pueden practicarse es la serología, el cual es un examen de sangre que detecta si tiene anticuerpos necesarios o si los valores normales han sido alterados por una bacteria que pueda causar una enfermedad, la prueba también es conocida como Test ETS o Prueba ETS.

Hay que tener en cuenta que aunque los síntomas de estas enfermedades suelen ser bastantes específicos porque se presentan dolencias en las partes íntimas, en algunos casos no hay dolor o al menos en las primeras fases de la enfermedad.

La serología también puede detectar el VIH -Virus de la Inmunodeficiencia Humana-, que daña o bloquea el sistema inmune del individuo infectado, destruyendo los glóbulos blancos encargados de atacar las infecciones.

Las tres causas principales de contagio del VIH son: por vía sexual, vía sanguínea o vía vertical, es decir madre – hijo.

Otra de las enfermedades que puede detectar la serología es la Sífilis, que puede contraer por el contacto directo con la llaga de sífilis durante las relaciones sexuales, anales, vaginales u orales. Este tipo de llagas puede estar en los genitales, en el ano, la boca o los labios.

Otro de los exámenes que pueden practicarse sobre todo las mujeres es el del virus del papiloma humano, que es una de las infecciones más comunes trasmitidas en pareja. El VPH en algunas ocasiones desaparece, sin embargo, en algunos casos puede provocar verrugas genitales o cáncer.

Es importante indicar que casi todas las personas sexualmente activas se contagian fácilmente con el VPH en algún momento de su vida. La mayoría de personas no presentan algún síntoma y ni siquiera saben que están infectadas.

Aunque estas no son las únicas enfermedades de trasmisión sexual que pueda presentar una persona, son algunas de las más comunes. Así que es importante tener en cuenta la protección antes de tener una relación sexual.

La pareja puede acudir al médico para que sea aconsejada y les comente qué tipo de exámenes puede realizarse después de la respectiva revisión.