¿Qué es el squirt y cómo lograrlo?

12 de octubre del 2019

Lea con atención y trate de divertirse.

squirt

freepik

La sexualidad femenina puede resultar un misterio para muchos, por eso es que existen tantos mitos al respecto. El squirt es algo que algunos creen que no existe pero es una realidad aunque suene muy extraño, pero antes de saber e intentar el popular squirting, debe conocer que no todas las mujeres lo logran, sin embargo, puede divertirse mucho al tratarlo.

El término ‘squirt’ literalmente significa “chorro”, es un líquido transparente expulsado desde el orificio de la uretra al estimular intensamente el punto G, es decir, el mismo lugar por donde se orina, es por eso que algunas mujeres que lo experimentan describen la situación como estarse orinando.

En realidad no es igual que orinar, el fluido parece agua y no tiene olor, podría ser “orina diluida” según algunos estudios. En el portal Diversual, unos investigadores comprobaron que “las vejigas de las mujeres que estaban vacías antes de la excitación sexual, justo antes de experimentar el ‘squirting’, se llenaban”.

El squirt es expulsado a gran presión luego de llegar a un estado de gran estimulación, pero ojo, no se trata de ninguna eyaculación femenina. La eyaculación de las mujeres es un flujo blanquecino de más densidad que el chorro del squirting, raramente se expulsa fuera de la vagina, y se camufla con la propia lubricación. Si usted tiene un squirt esto no quiere decir que llegó al orgasmo, tampoco tienen relación entre sí.

Si quiere intentar el squirting, como ya se mencionó, aunque cualquiera puede no todas lo logran, eso depende del nivel de excitación que debe ser muy alto y la lubricación es muy importante, se debe tener una técnica para saber qué decir, dónde y cómo tocar, tener cierto ritmo, entre otras cosas, pero lo más difícil es relajar la mente.

Debe saber que si piensa mucho en eso en el momento de la relación su mente se bloqueará y no lo conseguirá, mejor deje volar su imaginación libremente y viva todas las fantasías sexuales que siempre ha tenido, deje que todo fluya.

Para empezar en el proceso de obtener un squirt, debe estimular el punto G, si no sabe dónde está, se supone que se ubica al entrar por la vagina, luego se debe subir y girar hacia la parte opuesta del cuerpo de la mujer, allí está una pared interna que da la sensación de paladar, se puede llegar a él con los dedos o de forma más práctica, con un juguete sexual, solo recuerde, antes de intentarlo, debe estar muy excitada.

¿Cómo lograr tal punto de excitación? Viendo videos eróticos, piense en todas sus fantasías, empiece a hacer sexting con las personas que tanto le gustan. Toque todo su cuerpo y lleve una mano hasta el clítoris, otro protagonista en esta historia, se debe estimular después de empezar a lubricar.

Cuando se alcance ese punto de gran excitación, de golpes suaves y ligeros contra la pared mencionada previamente, en el momento en que sienta gran placer hágalo sin parar, no se preocupe si siente que tiene ganas de orinar, no se contenga.

Son casos inusuales, pero algunas mujeres llegan al squirt solo con la estimulación del clítoris, pero para eso debe haber una estimulación completa de la zona, así se recomienda en Diversual, entonces, no es solo tocarlo hasta no poder más, es tocar toda la anatomía femenina, para esto, una herramienta perfecta es un buen vibrador.

Naturalmente, una forma efectiva de intentarlo es mezclar las dos alternativas, estimular al mismo tiempo el clítoris y el punto G, resulta mejor si cuenta con la ayuda de su pareja o de algún vibrador especializado para ambas zonas.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO