Errores que la gente comete en una primera cita

20 de septiembre del 2019

Las alarmas que indican que todo va mal.

cita

El aventurarse en el vertiginoso mundo de las citas románticas es una jugada bastante arriesgada, es usual que estando soltero en algún momento usted tenga un lapso de debilidad y sienta la necesidad o el deseo de querer salir con alguien, por lo que empieza a socializar, en lugares públicos o dating apps, y cuando finalmente conoce una persona interesante con la que tendrá esa primera cita que puede parecer un momento crítico de nervios es difícil saber qué hacer o cómo identificar qué todo salió bien.

La primera cita es todo un evento, puede ser muy incómoda y resultar muy bien o terriblemente mal, exactamente no sé saber qué hacer, pero definitivamente hay algunas alarmas rojas que se deben evitar a toda costa, entre ellas están:

Llevar a un amigo o cualquier persona a la cita, por más amigable que parezca, es el momento más inapropiado, ¡es una primera cita!

No preguntar nada, tener un monólogo, sinónimo de que los dos no están conversando o discutiendo algo, la única pregunta es: “¿Deberíamos vernos de nuevo?”, que en vez de ser una honesta invitación a un segundo encuentro es una duda sobre si es necesario volverse a ver.

Un gran error, coquetearle al bartender, mesero o cualquier otra persona que no sea el individuo con quien se tiene la cita.

Cuando inevitablemente llegan al tema de posiciones políticas, esa persona simplemente no está interesada en su postura.

Peor que lo dejen plantado, es que pasen dos horas desde el momento en el que quedaron de encontrarse, porque en vez de poder irse a otro sitio a olvidar ese asqueroso incidente, usted todavía está esperando con un supuesto “voy en camino”, en el restaurante o bar, sentado miserablemente solo.

Mientras van entrando al sitio escogido para la primera cita, esa persona esconde su anillo de compromiso o de bodas en la billetera o bolsillo.

Cuando están esperando el plato fuerte, esa persona hace una videollamada para que los dos, por alguna razón, puedan conocerse.

Si traen pan antes de la comida, usted come un poco y el otro simplemente no se acerca a la canasta, dejándole a usted como un simple hambriento.

Comentar algo negativo sobre el vestuario de la otra persona. Es una cita, seguramente se vistió con su ropa favorita, y de ahora en adelante, cada vez que la use, se acordará de ese desagradable comentario.

Otra alerta negativa: juzgar a la gente que ve realities de televisión. Hay que ser honestos, de vez en cuando cae muy bien el contenido ligero de la pantalla chica, sobre todo en esos domingos de resaca.

Hablando de los ex, usted hace un chiste sobre algo que hizo el suyo y la persona con la que está teniendo la cita se pone del lado de su ex.

Envía mensajes a un “amigo” para hacer planes más adelante… Seguro.

Esa persona se encuentra con alguien con quien tuvo algo, ya sea casual o formal, y él le pide participar en una venganza para hacerle sentir mal.

Finalmente, al terminar la cena o lo que estuvieran comiendo, esa persona decide llevarse sus sobras a casa.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO