¿La pose en la que dormimos refleja cómo nos gusta el sexo?

25 de junio del 2017

Cuando dormimos nuestro cuerpo entra en completa relajación. Algunas personas duermen en la misma posición toda la noche, otras se menean de un lado a otro, hay quienes se sepultan con las cobijas y quienes prefieren dejar la mayor parte del cuerpo al descubierto… En fin para gustos colores. Sin embargo, aunque la forma en […]

¿La pose en la que dormimos refleja cómo nos gusta el sexo?

Cuando dormimos nuestro cuerpo entra en completa relajación. Algunas personas duermen en la misma posición toda la noche, otras se menean de un lado a otro, hay quienes se sepultan con las cobijas y quienes prefieren dejar la mayor parte del cuerpo al descubierto… En fin para gustos colores. Sin embargo, aunque la forma en como dormimos parece a simple vista algo sin importancia, puede reflejar de forma inconsciente el cómo somos en el sexo.

De acuerdo a perú.com estas posiciones al dormir dicen mucho de las posturas que usted prefiere a la hora de tener relaciones sexuales.

1. Dormir boca abajo: Adoptar esta posición al dormir significa que usted es una persona a la que le gusta tener el control. Lleva la iniciativa de todo lo que ocurre durante el acto sexual y prefiere realizar posturas en las cuales esté encima de la persona para llevar las riendas del juego.

2. Dormir en una misma posición: El misionero es la posición favorita de estas personas. Aunque a esta postura se le asocia normalmente con la falta de creatividad en el sexo, no es así, es una posición que permite disfrutar bastante, sin embargo, no requiere de mucho esfuerzo. Se puede gozar sin necesidad de arriesgarse mucho.

3. Moverse mucho al dormir: Contrario a la anterior postura. Acostarse en una posición y despertar en otra completamente diferente es un indicativo de que le gusta experimentar bastante durante el actos sexual, hacer las mismas poses le aburre y prefiere proponer movimientos nuevos con cada encuentro.

4. Dormir en posición fetal: A este tipo de personas les gusta la dulzura en el sexo. Que las acaricien y las hagan sentir protegidas. Por supuesto, es importante que una vez finalice el acto las abracen.

5. Dormir en posición semifetal: Esta posición es un punto medio. Es romántica, pero no tanto como la anterior. Le gusta que le consientan pero también que le propongan. Personas que duerman en esta posición disfrutan bastante del juego previo antes de consumar el acto.

6. Dormir envuelto en las sábanas: No le gusta que le observen. Posiblemente en el sexo se sienta incómoda con que le vean desnuda y prefiere hacer el amor con las luces apagadas.

7. Dormir con los brazos y piernas abiertas: A estas personas les gusta tomar la incitativa, ser reina y esclava. Son más descomplicados a la hora de tener relaciones sexuales porque su fin único es pasarla bien. Posiblemente la vaquerita sea la posición ideal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO