Murieron agarrados de la mano luego de 58 años de matrimonio

19 de julio del 2016

George y Ora demostraron que las promesas se pueden cumplir.

Murieron agarrados de la mano luego de 58 años de matrimonio

Hay cosas en la vida donde la magia supera la adversidad. La historia de George y Ora Lee, es de esas que hacen creer en las conexiones eternas.

Lea también: Confirmado por él mismo, Sergio Barbosa sí se va de RCN

Este matrimonio celebraba su aniversario número 58 el primero de junio, el último para los dos. Ambos con 78 años comenzaron a sufrir de demencia por el trajín de la edad. Sin embargo, en sus corazones no se olvidaban el uno del otro. Los recuerdos y el amor podían más que la enfermedad.

George empezó como marino en su país, Estados Unidos. Luego empezó a trabajar como carnicero en un mercado. La coincidencia de su vida se produjo precisamente ahí, porque un día una mujer entró a comprar… Era Ora, la que después se convirtió en su esposa y compañera de vida.

Desde ese momento hasta su muerte, nunca soltaron sus manos. George sufrió un derrame meses antes del aniversario número 58. Sabía que la muerte lo asechaba, pero lo que le preocupaba era dejar a Ora porque aunque dejaron tres hijos, no quería que ella sufriera su partida.

““Mi madre siempre dijo que ella se iba ir detrás de mi padre, él dijo lo mismo. Suena increíble pero sucedió”, confesó Georgia Pérez, una de sus hijas.

Además le puede interesar:Este niño fumaba 40 cigarrillos al día, así se ve después de ocho años

Mientras se encontraban en el hospital, el cuerpo de George no logró aguantar más, murió el cinco de julio a las 8:48 de la noche. Ora nunca soltó su mano y falleció el día siguiente a las 12: 08 de la madrugada, la promesa se había cumplido con tres horas de diferencia.

El canal local KABB informó este hecho con sorpresa, para sus hijos fue increíble pero en el fondo se sentían felices porque saben que sus dos padres caminaron juntos hasta después de la muerte.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO