Progresando en tus metas personales con el yoga

14 de febrero del 2015

¿Qué tipo de yoga se ajusta más a sus búsquedas?

Yoga, mujer

Siempre buscamos progresar y mejorar nuestra calidad de vida, esperando que lo que comemos tenga los mejores nutrientes, que lo que hacemos sea productivo, que las personas con las que nos relacionamos sean las que más nos aporten. En últimas buscamos un equilibrio en todas nuestras dimensiones de la vida y esperamos sentir que avanzamos pero como son tantas dimensiones y aspectos a trabajar, podemos descuidar algunos de ellos, enfocándonos solamente en lo físico, lo económico o lo social.

Lea también: Descubriendo el Yoga: ¿por dónde empezar?

Para ayudar al ser en su progreso el Yoga se ha diversificado en ramas principales que al ser abordadas desde un enfoque integral o lo que se conoce como Inbound “viaje hacia el interior del ser”, conduce a un avance gradual. Este progreso empieza desde los aspectos físicos relacionados con el cuerpo para ir a su vez tratando los aspectos del diario vivir y las relaciones, a la par que abarca los aspectos mentales conectados con los emocionales, para ir conduciendo a los aspectos espirituales y más profundos del ser.

Lea también: Yoga para una piel sana

Básicamente el proceso gradual con las ramas del yoga sucede así:

Hatha Yoga  o yoga del cuerpo físico: mediante esta rama del yoga se armoniza y purifica el cuerpo físico, sanando las diferentes dolencias, fortaleciéndolo y equilibrándolo por medio de la respiración, series de ejercicios, una correcta alimentación y hábitos sanos.

Karma Yoga o Yoga de las actividades: al ir equilibrando y aprendiendo a controlar el cuerpo, se ingresa en la comprensión de cómo las acciones que se realizan repercuten en la vida de los demás. Esta rama del yoga conduce al servicio desinteresado para aprender el arte de las relaciones amorosas y saludables con todos los que nos rodean. Logrando una vida más armoniosa, lejos de rencores y conflictos, próspera y feliz.

Dhyana Yoga o yoga de la mente: enriqueciéndonos en las relaciones con los demás se empieza a inquirir por medio de profundas meditaciones sobre el sentido de la existencia, nuestra posición en el universo, las leyes universales, la relación y la existencia de lo Supremo. Logrando un mayor equilibrio en la vida por medio del conocimiento y la comprensión, gracias a las enseñanzas de esta rama del yoga.

Bhakti Yoga o Yoga del amor: es la culminación del proceso emprendido con las diversas ramas del yoga integradas en la práctica, representado en iluminación, sabiduría, conocimiento, control de la mente y los sentidos, actitud de desapego, armonía con el entorno, despertar de la conciencia, entrega y relación amorosa con el Supremo y los demás. Esta rama del Yoga conduce al logro de la perfección y la cercanía a la autorrealización, conduciendo a una vida plena, armoniosa y bajo los pilares del amor universal.

Así es como las principales ramas del Yoga aportan a tu progreso cuando se combinan en una práctica integral. Para obtener los mayores beneficios, lo mejor es hacer del yoga un estilo de vida y no sólo una práctica más, porque en su esencia lo que el Yoga busca es transformar tu vida y potenciarla hacia tu mayor bienestar.

Es como cuando el doctor te prescribe un tratamiento. Cuanto más constante y determinado seas mejores serán los resultados. Claro está que puedes poco a poco irlo incorporando como un estilo de vida, todo a tu ritmo y libre decisión. De ti depende como quieras incorporar el Yoga en tu vida.

Iremos subiendo más videos y material para brindarte herramientas muy valiosas. Puedes informarte más con las anteriores publicaciones  y videos:

[youtube width=”549″ height=”366″]http://youtu.be/0Ddf6jcbG8I[/youtube]

Hari om

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO