Qué es y cómo tratar la bartolinitis

31 de diciembre del 2019

Conozca de que se trata esta infección.

Qué es y cómo tratar la bartolinitis

La bartolinitis es una enfermedad que se desarrolla a causa de una infección de las glándulas de Bartolino encargadas de distribuir el fluido vaginal, que sirve como lubricante y están ubicadas en cada lado de la abertura genital femenina, entre el himen y los labios menores.

Este padecimiento se produce por una infección bacteriana, generalmente por ‘Escherichia coli’, estafilococos y estreptococos, en el área de la vagina. Las causas principales podrían ser:

  • Almacenamiento de líquidos: Esto sucede sobre todo cuando existe algún tipo de contaminación o proliferación en la piel que puede producir que la abertura de la glándula de Bartolino se obstruya.
  • Las bacterias: estos microorganismos pueden llegar a ocasionar la infección de algún quiste y como consecuencia, acumular pus en la zona. Estas provocan infecciones de transmisión sexual, por ejemplo la gonorrea o la clamidia se pueden desarrollar a causa de esta enfermedad.

Lea también: Cuatro ejercicios para mejorar la sexualidad femenina

La asociación Española de Ginecología y Obstetricia (AEGO) explica sobre la bartolinitis que “en estos problemas, la glándula está aumentada de tamaño. En el caso de la bartolinitis hay signos inflamatorios alrededor de la glándula, con fiebre y dolor local”. Y aunque esta enfermedad no muestran sintomatología, si esta glándula aumenta de tamaño puede generar incomodidad al paciente y podría notarla cerca de la apertura vaginal.

Además se puede observar un pequeño bulto a los lados de los genitales que causa incomodidad durante las relaciones sexuales y fiebre.

Los expertos señalan que no existe una forma concreta para prevenir esta infección, sin embargo, se debe tener en cuenta la importancia de mantener buenos hábitos de higiene en la zona. Además de ser precavido a la hora de tener relaciones sexuales, usar protección y realizar chequeos médicos para verificar que la persona no contrajo alguna infección de transmisión sexual.

Los tratamientos para los pacientes con esta infección dependerá de la evolución y las patologías asociadas. Por ejemplo, en el caso de las personas que superen los 40 años, deberán someterse a un procedimiento quirúrgico para remover al absceso de las glándulas de Bartolino.

No obstante, existen diferentes remedios caseros que pueden llegar a ser útiles al momento de sentir las molestias relacionadas con la infección: Los baños de asiento con agua tibia o aplicar calor en la zona afectada, por nombrar algunos.

Los baños de asiento generalmente eliminan los quistes pequeños, puesto que este proceso permite que estos se rompan solos y drenen el contenido. Para que sea más beneficioso, los baños de agua se deben realizar de 10 a 15 minutos cuatro o cinco veces diarios hasta que se sienta alivio.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO