Confesar una infidelidad a su pareja, ¿sí o no?

14 de septiembre del 2019

Primero debe pensar en ciertos aspectos.

Pareja, verdad, confesar, relación, relaciones

La dinámica de una pareja es bastante compleja, sobre todo si se trata de una relación monógama, existe un aspecto primordial en este tipo de compromisos, la fidelidad, si bien de cierta manera existe en las relaciones abiertas y poliamorosas, cuando se tiene una relación cerrada hay varios aspectos a los que apegarse y el traicionar es algo que se puede pagar muy caro.

Si usted llega a comer infidelidad, según como sea usted, podrá seguir como si nada o la conciencia le carcomerá la cabeza, cada día en el que usted despierte sentirá culpa y deseará decirle a su novio o novia que le ha puesto los cachos y aparece un dilema: ¿debería confesarlo o es mejor callar para siempre?

Antes de responder a esa pregunta es necesario considerar algunas cosas previamente, si fue algo pasajero, circunstancial, que cree que no volverá a pasar, cree o quiere verse con ese tercero en cuestión de manera frecuente, un punto importante: ¿se protegió durante el sexo? Igualmente, pregúntese si realmente quiere seguir con su noviazgo, ¿se siente arrepentido?, ¿tiene la intención de arreglar las cosas con su pareja?

Al aclarar todas esas dudas es más fácil llegar a una solución, si está seguro de que fue algo de una sola noche, que jamás volvería a ocurrir, lo mejor es que lo cuente, pero es importante escoger las palabras y el tono, no se muestre a la defensiva, sea cuidadoso y demuestre que está arrepentido.

Naturalmente, su pareja no tomará nada bien este gran error, pero usted debe admitir que tiene toda la culpa en este asunto y no se le ocurra involucrar a su novio, aunque las cosas estén mal, usted es el único responsable de sus actos.

En medio de esta seria conversación deje claro que usted en serio quiere arreglar la situación y que trabajará para recuperar la confianza perdida y ganarse una segunda oportunidad para construir una relación solida en la que el pasado quedó atrás.

Pero si por lo contrario su infidelidad ha sido prolongada, sigue ocurriendo con frecuencia y usted no está seguro si desea dejar de ver al tercero en cuestión, termine su relación, no es justo que la otra persona lleve una relación fiel y usted esté jugando con sus sentimientos.

Trate de ser lo más comprensivo, la otra persona tiene el derecho a responder cómo sea que lo haga, siempre y cuando no exista violencia. Por ahora admita la completa responsabilidad.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO