Vida en pareja: se es más feliz sin publicar en redes

Vida en pareja: se es más feliz sin publicar en redes

4 de febrero del 2018

Un reciente estudio publicado por investigadores de las Universidades de Norhwester, Winsconsin, Harverford y Toronto asegura que aquellas parejas que comparten constantemente en redes sociales fotografías, videos y estados afirmando que son muy felices, realmente no lo son debido a que realizan esta práctica más por presión social que por satisfacción personal.

Los expertos indicaron que en principio estas personas sienten la necesidad de dar a conocer a su nueva pareja, los detalles que comparten y las actividades que realizan. Sin embargo, al hacerlo de forma constante influye en que se esté pensando más en lo que se va a publicar y no en disfrutar los momentos de felicidad.

“Las parejas inseguras sobre sus relaciones sentimentales son las que más suben fotos y publicaciones, en exceso. Las parejas que son sólidas, exitosas y felices, por lo regular no publican diariamente su vida amorosa por internet, por lo que, son más seguros”, afirma uno de los apartados del estudio realizado por las tres instituciones.

¿Aparentar o felicidad?

Uno de los aspectos en los que más enfatiza el estudio es en la privacidad. Las personas seguras no tienen la necesidad de estar demostrando lo felices que son en sus redes sociales, porque lo que les interesa es serlo realmente. Asimismo, los expertos aseguran que la felicidad y estabilidad de la pareja es algo que se irradia, es decir, no hay necesidad alguna de realizar muchas publicaciones para que las personas sepan de su amor incondicional.

El tiempo empleado para publicar puede ser utilizado para compartir momentos de calidad juntos. Quienes están comprometidos con su relación no le dan mayor trascendencia a la cantidad de publicaciones que se realicen, por esto, en caso de que los posteos provengan solo de una de las partes, las crisis pueden aparecer en el momento menos pensado ya sea por la molestia de quien publica y no recibe lo mismo, o por la molestia del otro debido a que dedica más tiempo a las redes sociales que a la relación.

Es importante dar buen uso a las redes sociales. En tiempos en los que la tecnología está tan inmiscuida en la cotidianidad, un manejo oportuno de ella puede evitar dolores de cabeza futuros.