Ahorre dolores de cabeza con su línea de crédito

Ahorre dolores de cabeza con su línea de crédito

30 de agosto del 2015

Cuando adquiere una tarjeta de crédito también asume una línea de crédito, que es la cantidad de dinero que el banco le está otorgando para que pueda gastar. Esta línea es asignada de acuerdo a la evaluación crediticia que el banco le hace, en donde influye su nivel de ingresos.

La línea de crédito puede representar un peligro si no toma en cuenta ciertas variables:

– No debe ser más de dos veces su sueldo, ya que mientras más alta sea, hay una mayor posibilidad de endeudarse y eso hace que el banco pueda empezar a verlo como un riesgo.

-Sus deudas mensuales no deben exceder al 35% de sus ingresos (como máximo). Entonces, si ya está pagando un crédito de vivienda que abarca el 20% de su sueldo, a la tarjeta podrá destinarle el 15% restante.

-Por más que la línea de crédito sea alta, no significa que deba usarla toda. Establezca un monto fijo de gasto y respételo, eso le ayudará a mantener un control de las veces que usa la tarjeta para pagar.

-Por último, si la línea de crédito que el banco le otorgó le parece muy alta, puede solicitar una reducción.

Si aún no tiene una tarjeta de crédito, saber esto le ayudará a asegurarse de mantener todo bajo control. Antes de solicitar una o cambiar la que ya tiene, no olvide comparar las tasas de intereses y otros beneficios. Una herramienta como Comparabien.com.co le puede ayudar.

Autor: Comparabien.com.co