Brecha digital aumenta desigualdad entre países

27 de enero del 2019

Esto dicen los expertos.

Brecha digital aumenta desigualdad entre países

shutterstock

Alejandra Dávila, magíster en Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), estudió el efecto de las TIC en la desigualdad de los ingresos por medio de la estimación de un panel de datos con variable instrumental para 91 países entre 2008 y 2016, con base en el PIB.

Para esta investigación se consideró la variable “velocidad del internet” como un instrumento para calcular el Índice de Desarrollo Inclusivo (IDI) que mide el desarrollo de las Tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

“La velocidad hace referencia al número de bits por unidad de tiempo que se pueden recibir o enviar en la conexión del usuario. Es decir que cuanta más velocidad, mejor será la calidad del servicio de Internet, lo que indicaría que un país tiene mayor desarrollo de las TIC”, explica.

Para entender la relevancia del IDI, la investigadora comenta que a partir de este cálculo, en estudios previos se evidenció que en promedio todos los países tuvieron en 2016 un puntaje de apenas 4,93 sobre 10, con lo cual se demostró que el desarrollo de las TIC todavía es bajo, a pesar de que existen 40 países con índices por encima de 7.

Otro resultado es la penetración de banda ancha fija y móvil, baja en todo el mundo y muy rezagada en países como Colombia, Brasil e India, por mencionar algunos.

Por ejemplo, mientras que algunos países europeos como Chipre o Turquía ostentan los primeros lugares, manteniendo el promedio regional más elevado del mundo con 7,50 puntos, África presenta un valor promedio de 2,64 puntos en el IDI.

“Quienes acceden a estas tecnologías están en una condición favorable, lo que podría generarle más ingresos a una persona, o aumentar el crecimiento del país”, comenta.

Masificación de las TIC

La magíster Dávila considera no se igualan las condiciones para que todas las personas y países disfruten y usen productivamente las TIC y la nueva economía digital que está transformando el mundo, la desigualdad social puede aumentar.

Hace referencia a lo urgente de políticas que impulsen la masificación de las TIC, garantizando en un principio el acceso, y posteriormente su apropiación o uso productivo.

“Para garantizar el acceso se debe mejorar la infraestructura en las regiones, además de otorgar subsidios de internet. Para el uso productivo se pueden desarrollar aplicaciones y capacitaciones, con el fin de llegar a un punto de quiebre, un ideal en el cual las TIC contribuyan a disminuir la desigualdad en vez de aumentarla”, dice Dávila.

Las estimaciones se realizaron por medio de la metodología panel de datos con variable instrumental para estimar el efecto de las TIC en la desigualdad. Explica que “estos datos están ordenados y la información relevante es la que proporciona su evolución en el tiempo”.

“Los países que tienen problemas y se rezagan en la incorporación de las TIC, las cuales están definiendo los patrones productivos y de consumo y la competitividad del futuro, pueden presentar problemas para mantener su crecimiento, y más aún para mostrar avances en bajar la desigualdad”, concluye la magíster.

Con información de Agencia de Noticias U.N.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO