¿Cómo funcionan las armas eléctricas o ‘Taser’?

¿Cómo funcionan las armas eléctricas o ‘Taser’?

13 de agosto del 2013

El arma de electrochoques, inmovilizador temporal disuasivo o TASER, es una de las herramientas más utilizadas por las fuerzas policiales de Canadá, Estados Unidos y el Reino Unido.

Los taser son dispositivos de descargas eléctricas fabricados por la empresa Taser International, que se promocionan en su página web como “armas no letales”, cuyo objetivo es “ayudar a los oficiales a doblegar a quienes consideren sospechosos.”

-La ventaja es que la tecnología utilizada por taser puede verdaderamente inmovilizar a los sospechosos que por sus condiciones pueden soportar el dolor, ya sea por encontrarse bajo la influencia de drogas como cocaína o metanfetaminas. El sistema taser no utiliza el dolor para someter a los individuos sino que detiene de inmediato las acciones coordinadas de lo sujetos durante el período de flujo de corriente.

Durante la última década su uso se ha popularizado y según estadísticas publicadas en la página oficial de su fabricante, “cada día se usa un taser 904 veces, salvando una vida de una muerte potencial o una lesión severa cada 30 minutos”.

Según la BBC, estos dispositivos de descargas eléctricas no sólo son usados por la fuerza pública, también son populares entre los ciudadanos de los Estados Unidos que los usan para defensa personal. Su venta, porte y uso es permitido en 43 estados, exceptuando los estados de Hawaii, Massachusetts, Nueva York, Nueva Jersey, Rhode Island, y el distrito de Columbia.

Sin embargo y a pesar de promocionarlos como armas no letales, un informe presentado por Aministia Internacional en el 2007 aseguró que al menos 500 personas en Estados Unidos murieron después de recibir una descarga con Taser y un estudio publicado por American Heart Association’s en el 2012 confirma que el uso indebido de este tipo de arma  puede causar un paro cardíaco repentino y la muerte, cómo ocurrió con el joven barranquillero Israel Hernández.

¿Cómo funciona?

Taser somete a sus víctimas a una descarga de 50.000 voltios. Las descargas eléctricas inmovilizan las funciones sensoriales y motoras del sistema nervioso y paralizan al individuo temporalmente durante el tiempo que dura la descarga.  El arma también cuenta con un oscilador, un componente que controla la corriente.

Tipos de Taser 

Taser M26, Kienyke

Taser M26: Cuenta con visión laser, tiene un alcance de 10,6 metros y dispone de una memoria que registra todos y cada uno de sus usos. No permite la instalación de la cámara Tasercam.

Taser x26, Kienyke

Taser X26: Es un modelo más pequeño del M26 y en el 2007, la ONU publicó un comunicado en el que prevenía sobre este tipo particular: “El uso de las armas Tase X26, que provoca dolor extremo, es una forma de tortura y en algunos casos puede llevar a la muerte”

El informe se realizó en base a los resultados de 98 autopsias y sostiene que “el 90 por ciento de las personas muertas tras recibir la descarga de una Taser estaban desarmadas, y muchas no parecían constituir una amenaza seria”. Muchas fueron sometidas a descargas repetidas o prolongadas, muy superiores al ciclo de cinco segundos, o fueron aplicadas por varios policías al mismo tiempo.

Taser C2: Alcanza 4,5 metros de distancia y está en la gama de armas de uso personal en el que se incluyen otros modelos como el M18, M18L y el X26c, que son derivaciones del M26.

Lea también

Brutalidad policial en video