¿Dónde comerse el mejor tamal en Colombia?

24 de junio del 2018

En varias culturas de américa latina es común encontrar platos típicos que se asemejan a otros de la región, más allá de las distancias y costumbres gastronómicas. Ese es el caso del envuelto o tamal (original del tamalli en náhuatl, una macrolengua de algunas zonas al norte de México), cuyo día se celebra hoy 24 […]

¿Dónde comerse el mejor tamal en Colombia?

En varias culturas de américa latina es común encontrar platos típicos que se asemejan a otros de la región, más allá de las distancias y costumbres gastronómicas. Ese es el caso del envuelto o tamal (original del tamalli en náhuatl, una macrolengua de algunas zonas al norte de México), cuyo día se celebra hoy 24 de junio en varios países del mundo.

El plato, de origen indígena, generalmente se prepara con masa de maíz cocida, envuelta en hojas de mazorca, plátano, aguacate, papel aluminio, etc. y acompañado por diversos tipos de carnes. Sin embargo, los tamales pueden no tener relleno, dependiendo de la zona del país donde se prepare.

El tamal también tiene presencia en Perú, Argentina, Ecuador, Venezuela, Chile, Panamá, Bolivia y Colombia. Pero la más amplia variedad de envueltos ha sido creada en México, con colores y sabores distintos en cada subregión.

Se cree que la preparación tuvo origen en la expansión de los cultivos de maíz por el continente desde el centro del país azteca. Y si bien la denominación “tamal” viene de allí, en otros países del continente es popularmente llamado humita, hallaca, pastel o bollo.

Precisamente en México es donde mayor historia hay sobre los tamales y sus presentaciones, preparación, sabor y color. Son bastante populares en épocas navideñas y celebraciones especiales en todo el territorio azteca como el dia de los muertos. Además anualmente, a principios de noviembre, se festeja la Feria Latinoamericana del Tamal.

En Colombia, el tamal se prepara con una masa de maíz molido o de harina de maíz rellena de carnes y verduras, por lo general envuelta en hojas de diferentes plantas, amarrada y cocida en agua.

En zonas como el caribe, los santanderes y los llanos orientales, el tamal es popularmente denominado hallaca. En la costa, al igual que los pasteles, los tamales se envuelven en hojas de bijao (planta bastante común en la región), que agrega un sabor característico ahumado, mezclado con otros ingredientes cárnicos, frutas y vegetales.

El tamal de los llanos incluye otra variedad de carnes, como tortuga y pato, combinados con especias y una especie de legumbre que solo se da allí. En la zona occidental de la región andina, específicamente en Tolima, su base de preparación es de arroz, carnes, tocino huevo cocido y arveja.

En el Cauca, región pacífica, al tamal se le agrega maní molido a la base de la masa y plátano. Al sur de la región andina el maíz es cambiado por arroz blanco molido, queso, huevo y mantequilla combinados con sal, pimienta y cerdo.

En cambio, en la zona centroccidental de la región, conocida como eje cafetero, se suele preparar y consumir el tamal relleno de tres tipos de carne -pollo, cerdo y res- y otras verduras junto a la típica arepa paisa, arroz y papa.

La región centro oriental, los santanderes y la capital, prepara los tamales -o pastel de calabaza- con maíz y variedad de carnes y engrudos, condimentados con vinagre y especias. En el sur, alrededor del amazonas, el tamal mantiene el maíz como ingrediente principal, pero el relleno es cambiado por variedades de pescado como el bocachico y el sábalo.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO