¿Qué debe coleccionar un buen viajero?

16 de mayo del 2018

Los viajeros mundiales tienden a coleccionar los siguientes objetos con motivo de recordar sus hazañas.

Viajero

Las personas contemporáneas han pasado de apreciar sus logros laborales a tener en cuenta las mejores experiencias de su vida, entre ellas, las que más prevalecen tienen que ver con el mero hecho de viajar. El dejar la rutina por conocer nuevos paisajes o estar en contacto con diferentes individuos son razones que posicionan los viajes como una de las experiencias más gratas de la vida. Para un viajero, se puede decir que se ha formado una comunidad, compartiendo consejos y vivencias, como datos curiosos, estos son los objetos que coleccionan estas personas.

Respondiendo a uno de los planes más comunes al conocer una nueva ciudad, visitar museos, haciendo un recorrido por la historia y la cultura del destino que decidió visitar. Coleccionar sus folletos o guías es una bonita manera de recordar y tener en mente lo que se aprendió. Dependiendo de la ciudad, cada museo puede ofrecer una experiencia diferente y con guías detalladas que valen más que la pena ser guardadas para la posteridad.

Además de las bitácoras, otra forma de guardar todo lo que se vive en un paseo es llevar un libro o libreta para que esas personas especiales que se conocieron en el camino puedan dejar sus dedicatorias. Una bonita forma para mantener esos momentos en los que tanto se disfrutó la vida.

Otro objeto común que suelen guardar los viajeros son las monedas o billetes, no porque en su momento no se haya necesitado, sino porque se convierte un recuerdo precioso, que junto a otros, puede componer una colección interesante.

Cuando usted va a la cocina de un viajero y ve su nevera, lo más probable es que tenga imanes de los lugares emblemáticos que ha conocido en su aventurera vida. Algunos podrán ser básicos o muy sencillos, pero dependiendo de la tienda, puede conseguir alguno de alto diseño y originalidad.

Los monumentos en miniatura son una buena forma de tener en mente las aventuras que más nos han hecho soñar. La torre de Pisa, la Torre Eiffel, el Big Ben, son objetos que pueden adornar cualquier espacio de la casa.

Otras cosas para coleccionar entre viajeros son, mapas, artesanías locales, parches o banderas de ciudades, libros y el clásico de muchos, sellos en sus pasaportes.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO