Así le quieren poner el ‘tatequieto’ a los vecinos ruidosos

Así le quieren poner el ‘tatequieto’ a los vecinos ruidosos

27 de diciembre del 2014

En plena época en la que abundan las fiestas, los ruidos en los barrios por la música y la algarabía son pan de cada día. Pero también hay quienes prefieren descansar en sus vacaciones, lo que muchas veces provoca el incremento de las riñas y problemas entre vecinos.

Lea también: Santos salió a la defensa del nuevo Código de Policía

En el Congreso de la República está cogiendo forma el proyecto de Ley que reemplazará el actual Código de Policía o Convivencia que busca, entre otros aspectos, ponerle freno a esos vecinos ruidosos y problemáticos.

Kienyke.com habló con el coordinador de ponentes de este proyecto de autoría del Gobierno, el senador de Cambio Radical Germán Varón Cotrino, quien explicó los alcances que tendrá esta norma.

El congresista indicó que aquellos vecinos que perturban la tranquilidad serán amonestados con multas eficaces, y si son reincidentes podrán ser conducidos a una estación de Policía o ante la autoridad administrativa respectiva que imponga la sanción.

Varón Cotrino añadió que el Código de Convivencia o Policía, al ser una norma marco o general,  no estipula el detalle de las multas o sanciones, sino que los concejos municipales o asambleas departamentales deberán determinarlas.

Otro de los temas que abordará el nuevo Código de Policía son las sanciones y procedimiento contra los uniformados que abusen de su autoridad.

Al respecto, se contemplan sanciones disciplinarias que pueden ir hasta su destitución, o imputación de delitos penales por prevaricato, cuando el uniformado actúa por fuera de las funciones de su cargo, o se extralimita en el uso de las mismas.

German Varon Cotrino

Germán Varón Cotrino, congresista de Cambio Radical.

De igual manera, también se le otorgarán todas las garantías a los uniformados investigados disciplinariamente. “Vamos a atribuirle unas funciones a la Policía, con unas sanciones muy drásticas, pero también con un funcionario de garantías de la Policía, quien va tener una capacitación antes de que empiece a cumplir esas funciones, porque en muchos casos las tareas que tiene la Policía se utilizan no necesariamente para conminar un problema que se presenta en la sociedad ,sino para otro tipo de asuntos”, dijo Germán Varón.

Según el parlamentario de la Unidad Nacional, “no se puede tener una Policía que tenga demasiadas facultades si no tienen la formación y cultura para saber hasta dónde pueden ir, pero tampoco podemos dejar que la institución pierda legitimidad. Por ejemplo, cuando la gente frente al requerimiento de la autoridad sale diciendo: ¿usted no sabe quién soy yo?, o ¿no sabe lo que le va pasar? Y entonces creo que hay un irrespeto total; ese es un equilibrio bastante difícil de manejar”, reveló.

Otro de los puntos que llama la atención del nuevo código tiene que ver con la conducción de personas que se encuentren en vía pública bajo los efectos del alcohol y las drogas.

“Cuando una persona pone en peligro su propia vida o la de un tercero, debe ser conducido ante una autoridad para que tome las medidas del caso”, explicó el congresista.

En este caso los uniformados deberán conducir a un borracho o a una persona drogada ante una estación de Policía hasta que se le pasen los efectos o ante la entidad administrativa respectiva para que imponga una sanción. Este punto tendrá que ser regulado por los concejos municipales o asambleas departamentales.

Se espera que en marzo sea publicada la ponencia mayoritaria del nuevo Código de Policía en la Comisión Primera del Senado para que inicie su trámite.

También se ha conocido que otros ponentes, como el senador conservador Hernán Andrade, quieren incluir otros temas en el código, como subir la edad desde la que es permitido tomar licor. El congresista huilense propone que así como sucede en países como Estados Unidos, se prohíba el expendio de bebidas embriagantes a menores de 21 años.