¿Cuál será el oxígeno para la economía colombiana?

12 de mayo del 2013

Una radiografía del país hecha por BBVA muestra razones para el optimismo.

Obras civiles Colombia

Como un atleta que en la primera mitad de la carrera de 100 metros planos va con menos impulso y en los 50 metros finales logra perfilarse con mayor velocidad, así será el comportamiento de la economía colombiana durante este 2013.

De acuerdo al informe de BBVA Research titulado “Situación Colombia”, la economía del país crecerá en un promedio del 2,7 % durante el primer semestre del año, mientras que en el segundo alcanzará a doblar la cifra en un 5,4 %.

Este menor impulso de la primera mitad del año frente a la segunda parte se explica por el paro laboral en la empresa minera Cerrejón y el accidente ambiental en Drummond, hechos que generaron una caída en las exportaciones de carbón durante los meses de febrero y marzo. Colombia vende en promedio unos 700 millones de dólares en carbón al mundo durante un mes, pero en marzo solo alcanzó a facturar 200 millones de dólares. Una reducción sustancial.

En total, el producto interno bruto colombiano, es decir, lo que se produce en materia de bienes y servicios, aumentará un 4.1% durante 2013.

Crecimiento semestral de la economía Colombiana, BBVA, Kienyke

En general, uno de los principales factores que oxigenará a la economía colombiana para el segundo semestre tiene que ver con la bajada en las tasas de interés a 3.25% por parte del Banco de la República, lo que estimulará la confianza en los consumidores colombianos, generando un crecimiento en la demanda interna en un 4.5% para todo el año.

BBVA proyecta un sostenimiento en las ventas de los distintos grupos del comercio, gracias a la disposición de los consumidores a comprar bienes durables, aquellos que duran 3 años y no se compran con regularidad como los electrodomésticos, aunque se vislumbra una reducción en la compra de automóviles.

Un segundo factor que incidirá en el crecimiento colombiano tiene que ver con el Plan de Impulso fiscal para la Productividad y el Empleo-PIPE presentado por el Gobierno nacional, el cual “contribuirá al crecimiento del sector de la construcción y podría generar 100.000 nuevos empleos”, indicó Juana Téllez, economista jefe de BBVA Colombia.

Para los analistas del BBVA, los efectos del PIPE en la economía colombiana se verán reflejados en la segunda mitad del año y los nuevos empleos que este aportará al sector de la construcción podrían ser mayores a 100.000, toda vez que indican que sus cálculos son conservadores.

Crecimiento economía Colombiana, Kienyke, BBVA

Un tercer factor que permitirá levantar a la economía colombiana es que durante el segundo semestre el sector productivo contará con un mayor número de días hábiles, con respecto al mismo período en 2012.

En cuanto al sector de la industria Téllez señala que “no son optimistas con este, no va a ser motor de la economía nacional, ya que los problemas de competitividad persisten, aunque va a mejorar para el segundo semestre, saliendo de terreno negativo”.

El paro en el sector agropecuario no generará problemas al crecimiento, ni tampoco va a afectar al presupuesto del gobierno nacional.

Con respecto a la inflación, o lo que se refiere al aumento en el valor de los bienes y servicios que se pagan en Colombia, esta se mantendrá controlada y por debajo del rango meta en 2.6%.

Para aquellas personas y empresarios que dependen de la tasa de cambio del dólar, ya sea vendiendo o comprando productos y servicios en el exterior,  BBVA proyecta que esta rondará los $1.825 durante este año y para el próximo en $1.815.

Precio del dólar, Colombia, BBVA, Kienyke

En cuanto al panorama global, los países emergentes seguirán siendo el soporte de la economía mundial, mientras que los desarrollados continuarán generando temores, Europa principalmente por países como Italia, Portugal y Chipre.

“La buena noticia es Estados Unidos, que crecerá un 1.8 % y nos ayudará en términos de exportaciones”, afirmó Téllez. A este respecto, el crecimiento de las exportaciones se mantiene, pero el TLC entre Estados Unidos y Colombia, que ya cumple un año de vigencia, aún no refleja efectos notorios para el país; “primero porque nos ha tomado en un momento en que la economía de EE.UU. sigue débil y los consumidores norteamericanos han bajado su gasto, pero además, porque el aporte de estos TLC al crecimiento de una economía impactan positivamente a largo plazo”, explican los analistas del BBVA.

Para 2014 el banco prevé un crecimiento del 5.0% en Colombia,  año en que la inversión y las exportaciones tendrán una mayor incidencia.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO