James Douglas “Jim” Morrison Clarke

James Douglas “Jim” Morrison Clarke

3 de julio del 2012

James Douglas “Jim” Morrison nació el 8 de diciembre de 1943 en Melbourne (Florida, Estados Unidos). Fue poeta, compositor, cantante y  vocalista del la banda de rock  The DoorsClasificado como el número 47 en la lista de ‘Los 100 Mejores Cantantes de todos los tiempos’ por la revista Rolling Stones. Devorador de literatura y poesía desde temprana  edad en George Washington High School y el Junior College de Saint Petersburg, donde manifestó interés por las obras de autores franceses (malditos) y anglosajones como: Gérard de Nerval, Arthur Rimbaud, Charles Baudelaire, el conde Lautréamont, Swedenborg y William Blake.

En 1965, tras graduarse de la Universidad, Morrison conoció a Ray Manzarek, músico influenciado por el blues de Chicago que lideraba su propia banda: Rick and the Ravens. Morrison le mostró un par de poesías que podían ser musicalizadas. Manzarek pidió que le cantara y, tímidamente, entonó los primeros versos de Moonlight Drive. Este encuentro se enriqueció con la llegada de dos músicos procedentes de The Psychedelic Rangers: Jhon Densmore (en la batería) y Robby Krieger (en la guitarra). Los cuatro jóvenes se entendieron tan bien que debutaron ese mismo año con el nombre de The Doors en el London Fog Club de Sunset Boulevard, nombre inspirado en los poemas de Blake (“Si les purificaran las puertas de la percepción, todas las cosas resultarían infinitas para el hombre…”) y los textos escritos por Aldous Huxley sobre sus experiencias con mescalina.

La relación de Morrison con las drogas psicodélicas fue intensa. Consumía peyote, marihuana y LSD (su favorita) motivado, según él, por lecturas de autores como Baudelaire y Aldous Huxley. Por otro lado, el nacimiento de la cultura hippie que florecía en esa época se encargó de darle vía libre a su estilo de vida. Sin embargo, nunca se identificó con este movimiento.

Pese a la caótica forma de ver el mundo de Morrison, la historia de The Doors se enriquecía sin descanso. Las letras de los álbumes The Soft Parade (1969) y Morrison Hotel (1970) fortalecieron el efecto innovador y corrosivo de la banda.  El proyecto Waiting for the Sun (1968) a través del poema “The celebration of the Lizard King”, donde Morrison volcó en la figura del Rey Lagarto la mayoría de sus obsesiones, con la esperanza de trasladar el texto a los escenarios, se presentó completo en 1970 en el álbum Absolutely Live. En 1971 The Doors llega a la cúspide de su creatividad  con  L.A Woman, donde Morrison optó por fantasmas íntimos y el deseos de proseguir sus poemarios The Lords and The New Creatures que habían sido rechazados en el ámbito literario.

Muchas especulaciones giran alrededor de su muerte. Morrison fue encontrado sin vida el 3 de julio de 1971 en su bañera, en París, a los 27 años. Varias personas afirman  haber visto al ‘Rey Lagarto’ en París, Francia, Los Ángeles, e incluso, lugares que reciben aún pagos de cheques firmados por él.