La nueva amenaza de Corea del Norte a Estados Unidos

La nueva amenaza de Corea del Norte a Estados Unidos

29 de noviembre del 2017

En las últimas horas, el líder norcoreano Kim Jong-Un, anunció que el lanzamiento de su último misil balístico intercontinental, fue todo un éxito. Asimismo, declaró a su país como un Estado nuclear, ignorando las recientes advertencias de la comunidad internacional sobre la prohibición de este tipo de armas.

El equipo de prensa de Jong-Un, además manifestó que tras el exitoso lanzamiento del misil ‘Bomba H’, están en capacidad de lanzar proyectiles que alcancen todos los estados de Estados Unidos, algo que según ellos, es motivo de orgullo para el máximo líder de Corea del Norte.

“Nuestro líder supremo afirmó que con el ensayo de hoy hemos concluido finalmente la misión histórica de completar nuestra fuerza armada nuclear, la gran hazaña de convertirnos en una potencia con cohetes”, indicó Ri Chun-hee, encargada de comunicar a los norcoreanos las noticias más importantes de su país.

Por su parte, diferentes mecanismos de seguridad internacionales anunciaron su preocupación por el rompimiento de la tregua que había entre Estados Unidos y Corea del Norte, ya que esto podría desencadenar una guerra nuclear sin precedentes.

Las autoridades japonesas que son quizás las más afectadas por los constantes lanzamientos de balísticos del gobierno de Kim Jong-Un, ya que varios de estos han caído su plataforma continental, aseguraron que este es un acto violento que no puede ser tolerado por ninguno de los países de la región y la comunidad internacional en general.

Uno de los pronunciamientos más esperados fue el de Donald Trump, quien afirmó que se ocuparán de la situación y no permitirán ninguna amenaza a la seguridad de Estados Unidos.

Mientras tanto, en Corea del Sur señalaron que el lanzamiento no fue tan exitoso como lo anunciaron en Pyongyang, e indicaron que sostendrán reuniones con diferentes autoridades de seguridad de Japón y Estados Unidos con el fin de definir que ruta tomar ante la nueva amenaza del líder norcoreano.