Ómicron: no hay cama pa' tanta gente

3 Diciembre 2021, 10:19 AM
Share
Por: Edubar Arango.

Esta mortal variable del Covid 19 ya aterrizó en nuestro país ¿Qué nos espera?

Basándose en las pruebas presentadas que apuntan a que la variante B.1.1.529 da lugar a cambios perjudiciales en la epidemiología de la COVID-19, el Grupo Consultivo Técnico sobre la Evolución del Virus SARS-CoV-2 recomendó a la Organización Mundial de la Salud, que la designara como variante preocupante. La OMS le ha dado el nombre de variante Ómicron y ya fue designada así.

Sudáfrica, el país notificante, se ha caracterizado por la presencia de tres picos de casos notificados, el más reciente debido, principalmente, a la variante delta.

Hasta ahí, el tema era solo para fiestas de barrio, mientras servían la comida,  corrillos de esquina y alguna que otra tía alarmista, de esas que reenvía todo lo que le llega al “guasá”.

Pero la cosa se vuelve preocupante cuando es detectado el primer caso en Estados Unidos, un país que tiene aproximadamente 1.556.273 colombianos. La Asociación Colombiana de Agencias de Viaje y Turismo (Anato) informó que entre enero y mayo de 2021, los viajes de los colombianos hacia el exterior se han recuperado en un 46% respecto al mismo periodo de tiempo en 2019. De hecho, según indicó la asociación, el país que más han visitado los connacionales en el último mes ha sido el país del norte.

En total, de acuerdo con cálculos realizados por Anato, con base en cifras de Migración Colombia, con un 82%, Estados Unidos ha sido el país que más se ha destacado por su nivel de reactivación y que además ha impulsado la salida de colombianos hacia el exterior durante los últimos meses, siendo Nueva York  la ciudad que más visitaron los connacionales en este año.

Y es precisamente de Nueva York, la persona que habría viajado hacia Minessota, a quien le fue detectado, un caso de la variante Ómicron. El hombre regresó al área metropolitana de Minneapolis de una convención de "anime" en la ciudad de Nueva York, celebrada del 19 al 21 de noviembre, antes de desarrollar síntomas el 22 de noviembre y hacerse la prueba diagnóstica dos días después.

A pesar de la decisión de Washington de prohibir el ingreso a viajeros de varias naciones del sur de África, luego de que Sudáfrica reportara la identificación de la nueva cepa del virus el 24 de noviembre, la transmisión comunitaria en Estados Unidos era algo esperado por los epidemiólogos. Hoy Estados unidos presenta 7 casos confirmados y según el INS esta variante ya estaría en nuestro país.

La gobernadora del estado Nueva York, Kathy Hochul, confirmó que hay cinco casos positivos de la nueva variante del coronavirus Ómicron. En ese sentido, señaló que este no es un motivo para entrar en pánico e invitó a los ciudadanos a vacunarse para detener la propagación del virus. Estados Unidos ya suma 7 casos confirmados de la nueva variante.

Los científicos esperan que las pruebas de laboratorio en curso revelen pronto hasta qué punto Ómicron elude la protección de las vacunas, pero esperan que sigan siendo al menos parcialmente efectivas, especialmente contra enfermedades graves de covid-19.

Mientras tanto, en nuestro país, a pesar de que Martha Ospina, la Directora del Instituto nacional de Salud, reveló ayer que la mortal variante, ya está entre nosotros, no se van a cerrar los aeropuertos pues palabras textuales “está demostrado que esa medida no tiene mucha efectividad. "El cierre total produce un gran impacto económico y la experiencia de Israel mostró que con esa medida se reduce en un 90% la importación, pero no de manera indefinida porque en algún momento hay que abrir el país". Jumm

Esto traducido a castizo, quiere decir “sálvese quien pueda”, claro que las medidas más efectivas son el porte del carné de vacunación al ingreso al país y pedir pruebas PCR a las personas no vacunadas.

En Colombia, país del sagrado corazón de Jesús, donde todo se toma tan folclóricamente folclórico, y donde es normal que al que se enferma le digan que no hay cama, aun no se ha implementado un plan de choque contra esta variante, que poco a poco va ganando terreno (matando gente) en el mundo.

En regiones como el pacífico colombiano, el departamento del Chocó, que prácticamente es sinónimo de pobreza y calamidades de toda índole, ya se debería de haber implementado una estrategia de prevención, por parte de los estamentos de salud municipales y departamental, dadas las paupérrimas condiciones hospitalarias de todo su sistema médico, más aun cuando, existe una deuda millonaria por parte de las EPS, que no dejan que mejoren la “salud” del ya desahuciado Hospital San Francisco de Asís, el cual es un enfermo terminal a punto de ser liquidado.

Ojalá, la Ómicron, se demore en llegar por esos lados, ya que como todos sabemos, en el único hospital del Chocó y en sus clínicas privadas, “No hay cama pa’ tanta gente”

Definitivamente, el Covid es como una mala serie de Netflix, cuando uno cree que ya acabó, se viene una nueva temporada.

Dios nos coja confesados!

KienyKe Stories