Briceño y milicianos de las Farc preocupan en Antioquia

Foto: Óscar Ríos - Gobernación de Antioquia

Briceño y milicianos de las Farc preocupan en Antioquia

27 de Junio del 2017

Cuando culmina la entrega de las armas de las Farc, cumpliendo un paso más del proceso de paz para hacer tránsito hacia la vida civil y su acceso al escenario político, el gobernador de Antioquia, Luis Pérez Gutiérrez, manifestó su beneplácito con que el ala armada de la guerrilla haya entregando sus fusiles, pero reiteró su preocupación por el asunto de los milicianos.

“La Gobernación hace presencia en el acto con las secretarias de Gobierno y de las Mujeres y la gerente de Paz. Estamos felices de que haya un nuevo avance en este proceso”, dijo Pérez.

Sin embargo, el mandatario regional, aseguró que “es importante que entreguen las armas, pero también es necesario recibir los territorios, para que la Gobernación empiece a llevar la institucionalidad”. 

Preocupación por Briceño

Uno de los municipios en el que las autoridades antioqueñas tienen los ojos puestos, por la alerta de sus habitantes, es Briceño, ubicado en el norte del departamento y punto estratégico para el tráfico de drogas en la región.

“Allí no hay zona veredal, pero si hay mucho movimiento alrededor del proceso de paz y los acuerdos, porque está en la mitad de los cinco espacios de normalización, además porque por él atraviesa la ruta que conduce hacia Urabá y por la que se mueve el narcotráfico en Antioquia”, explicó Pérez Gutiérrez.

De acuerdo con el gobernador, a su despacho han llegado quejas de los residentes sobre la gran presencia de milicianos de las Farc que controlan el territorio y que están involucrados en la comercialización de pasta de coca.

“No todos los milicianos se han desmovilizado. Queda un número importante operando y eso ha hecho que en el municipio haya muchos ciudadanos atemorizados y que la institucionalidad esté flaqueando”, dijo el mandatario.

Pérez insistió en que el Gobierno Nacional no le ha entregado la lista de los milicianos, que prometió hace más de dos meses, y que esos retrasos perjudican la implementación del posconflicto en las regiones.

Aunque en Briceño hay ocho estaciones del Ejército, el funcionario aseguró que se va a seguir consolidando la presencia de esta institución en la localidad al mismo tiempo que se aumentará la fuerza de la Policía y su dotación.

El mandatario también anunció que el próximo martes serán presentado los vicealcaldes de seguridad que llegarán a los municipios en donde hay zonas veredales y a dos adicionales. Estos funcionarios estarán acompañados de un cuerpo de paz conformado por estudiantes universitarios y su propósito es escuchar a las comunidades y articular la llegada de los diferentes programas de la Gobernación a los territorios.

Estas vicealcaldías, afirmó Pérez, operarán en Remedios, Anorí, Vigía del Fuerte, Dabeiba, Ituango, Briceño y Segovia.