Estado Islámico asesina a 300 funcionarios públicos en Irak

Estado Islámico asesina a 300 funcionarios públicos en Irak

8 de Agosto del 2015

Miembros del grupo yihadista Estado Islámico (EI) asesinaron hoy a tiros en un campamento militar de la ciudad de Mosul a al menos 300 funcionarios que trabajaban en el Comité Supremo Electoral iraquí, denunciaron fuentes de seguridad y testigos.

El portavoz oficial de la Multitud Nacional, una fuerza militar de la provincia de Nínive, cuya capital es Mosul, Mahmud al Sauaryi, explicó a Efe que al menos 50 de los fusilados en el campamento de Gazlani eran mujeres.

Por otro lado, la oficina nacional de la Comisión Electoral indicó en un comunicado que los yihadistas degollaron a otro grupo de sus empleados en Mosul.

Este organismo pidió a la comunidad internacional, Naciones Unidas y organizaciones de derechos humanos que “intervengan de inmediato para detener la masacre y los crímenes contra el pueblo iraquí”.

Familiares de las víctimas dijeron a Efe que los yihadistas les comunicaron la muerte de sus parientes, pero no les entregaron los cuerpos.

Los familiares recibieron esa información de uno de los radicales del EI, que responde al nombre de Mahmud Salam, encargado de elaborar las listas de asesinados.

Salam reveló que las víctimas “fueron fusiladas por apóstatas e infieles” y recibieron “su justo castigo por un tribunal de la sharía (ley islámica)” establecido por el grupo radical.

Añadieron que les aseguró que en unos días se hará pública una lista que contiene 500 nombres de personas que fueron asesinadas en Mosul recientemente.

Hace dos días, el gobernador de Nínive, Ezel Nuyaifi, denunció la ejecución de 2.070 personas a manos del EI en Mosul en dos semanas, una cifra que ha sido corroborada por otros responsables iraquíes, como el presidente del Parlamento, Selim al Yaburi, aunque sin precisar las fechas de los asesinatos.

Además, un responsable de seguridad de la Unión Patriótica del Kurdistán, Hukar al Yaf, dijo a Efe que el EI lanzó hace veinte días una campaña de arrestos masivos que está afectando a toda la ciudad de Mosul y que ayer se saldó con la detención de al menos 50 policías.

El EI se hizo con el control de Mosul el 10 de junio del año pasado y desde entonces amplió su control a otras ciudades del norte de Irak, donde declaró un califato en los terrenos bajo su dominio en ese país y en Siria. EFE