Nueva agresión contra conductor de Transmilenio

Nueva agresión contra conductor de Transmilenio

4 de junio del 2017

En la tarde de este sábado un conductor del Sistema de Transporte Público fue amenazado por un ciudadano que se transportaba en un vehículo en el barrio Castilla, en Kennedy. Los hechos ocurrieron en el paradero de la ruta del alimentador 8- 3 Castilla, en la Cra 78 con calle octava C.

El operador de alimentador, Ramiro Juanias Botache, fue alcanzado por un hombre que se encontraba parqueado en contravía y fue agredido verbalmente. El operario aseguró al Espectador: “cuando el conductor me sacó el arma me insultó. La tenía encima de las piernas y la movía, hacía que se bajaba del carro para subirse al alimentador, después la movía y volvía a hacer que la guardaba”.

Los hechos desataron la irá de los usuarios que se encontraban dentro del alimentador al sentirse amenazados por la presencia de un arma de fuego. Los transeúntes llamaron a la Policía quien procedió a revisar el auto en el que se movilizaba el agresor y un local comercial al que ingresó luego de lo ocurrido.

Luego de inspección de la Policía, fue comunicada a la comunidad la no presencia de un arma de fuego, sin embargo, el agresor fue trasladado al CAI del barrio Castulla. Allí también fue conducido el conductor del alimentador.

Luego de entablada la denuncia por parte del operario, las autoridades informaron que tenían que trasladar al agresor a la URI para tomar la declaración de las dos partes.

El conductor del carro recibió una multa por estar estacionado en el espacio de trasporte público.

Maltrato a conductores de Transmilenio 

Según el reporte de la autoridades, desde el 2015 han aumentado considerablemente las agresiones a los conductores del Sistema Integrado de Trasporte Público de la ciudad. En los primeros 6 meses del 2016 se registraron ataques a 90 operadores de troncales mientras que el SITP ha reportado 319 casos.

“Algunos casos son por no detenerse en la parada que no le corresponde a la ruta. También están los usuarios que viajan en estado de embriaguez, las agresiones de conductores de otros vehículos por actos de la vía, el malestar ante robos dentro del sistema, los vendedores ambulantes que son sacados y los usuarios que ingresan hacia el final de una ruta y no quieren descender del bus para poder viajar sentados desde el inicio del recorrido, entre otros”, aseguró Transmilenio.