Día Mundial de la libertad de prensa y la lucha contra la desinformación

Publicado por: maria.vargas el Lun, 03/05/2021 - 15:40
Share
En el día Mundial de la Libertad de prensa, también se lucha contra la desinformación en medio de cambios tecnológicos y coyunturas sociales.
Día Mundial de la libertad de prensa y la lucha contra la desinformación

En el marco del Día Mundial de la Libertad de Prensa no solo se hablan de los derechos a quienes ejercen el periodismo, sino también de las nuevas luchas que hay: una de de ellas es contra la desinformación.

Noticias falsas, bots, sesgos informativos o distorisiones de fotos y videos hacen que cada día la labor de la prensa sea no solo generar y dar a concoer hechos, sino también la verificación y rectificación de la información. 

La Unión Europea en este día mundial dio a concoer pautas importantes para luchar contra la desinformación que ronda en cada hecho noticioso.

La profesora Carme Colomina, reconocida periodista europea y experta en política internacional del prestigioso Colegio de Europa ubicado en Brujas, Bélgica dio pautas importantes para que la prensa tenga el camino de la rectificación y verificación en tiempos de noticias virales a la hora de dar a conocer lo que sucede en tiempo real.

Por ejemplo, una lista de pasos a seguir para dar información correcta y oportuna es la comprobación: de contenido, de la publicación en redes sociales, del autor o las fuentes que dieron a conocer la información. Asimismo la comprobación de la imagen, sí hay o no sesgos en dicha publicación.

Pero sin duda hay dos factores que siempre deben premiar a la hora de buscar, dar a conocer y generar contenido: un constante monitoreo y verificación. 

Además de concoer que hay diferentes variables que hacen que la desinformación avance mucho más rápido que las noticias reales y verídicas.

Según la profesora Carme Colomina, hay varias motivaciones detrás de cada información con otros fines como el de generar incertidumbre o descontextualización. Uno de eso incentivos a la desinformación puede ser con agenda política, económicos y reputacional.

Pero la desinformación no solo supone tener otro tipo de información sobre lo que ocurre en la realidad, sino que también puede vulnerar derechos a los ciudadanos y sociedades. 

Por eso la importancia de una constante verificación, rectificación y trabajo en conjunto con los esfuerzos de verificadores de información en la era digital.