El reportero que rescata la memoria de los años más violentos en Colombia

Publicado por: felipe.lopez el Mar, 08/12/2020 - 18:52
Share
Creado Por
Felipe López
Henry Agudelo, ganador del Premio Nacional del Periodismo Digital, narra el contexto detrás de 'Tras las huellas y la memoria de la guerra en Medellín'.
Reportero

El 2 de noviembre se llevó a cabo una nueva entrega del xilópalo, la estatuilla emblema del Premio Nacional de Periodismo Digital, en su entrega de 2020 dejó por lo alto este oficio en Colombia. En la categoría Reportaje Gráfico, el honorable panel de jueces decidió premiar el trabajo titulado ‘Tras las huellas y la memoria de la guerra en Medellín’, de Luis Henry Agudelo Cano.

Este impactante trabajo publicado en Ciudad Sur, es un recorrido por algunos de los escenarios de tragedias durante la época del terror en el país, específicamente a principios de la década de los noventas, cuando la violencia y el narcotráfico eran el pan de cada día para los colombianos.

KienyKe.com entrevistó a Agudelo para conocer el contexto detrás de esta magistral idea, es un reportero de 61 años de edad que vive en Medellín, empezó a trabajar en 1979 como laboratorista, pero luego llegó su gran pasión, la reportería gráfica.  

Él empezó narrando: “Con el tiempo se vino ejecutando todo el tema de la guerra, narcotráfico, violencia en la ciudad en la época de un señor narcotraficante llamado Pablo Escobar Gaviria, que aterrizó a todo Colombia durante mucho tiempo”.

AMVA

¿Cómo surgió esta idea?

Así es cómo llega a explicar la idea que lo trajo al proyecto ganador, “Este tema sale porque al haber cumplido 60 años y realizar todos mis archivos fotográficos que van a pasar a la Biblioteca Pública Piloto, fui revisando negativo por negativo y me di cuenta que documenté una gran parte de la historia de este país”.

“Esa época de terror, de tragedia, que cegó a este país, sobre todo en Medellín donde no había ni un solo punto en el que no se hubiera colocado un carro bomba, donde no hubieran asesinado a personas, donde no hubieran volado edificios, entonces, como estuve allí hace tantos años, quise copiar cada una de estas fotos en esos lugares, llegar a ese punto con esa foto en mis manos, quise recordar todo aquello que la memoria olvida, recordar desde qué punto, qué momento, la hora, hice registro de esos acontecimientos tan macabros”.

Un proyecto como herramienta de memoria nacional

Con este trabajo destacado en el Premio Nacional de Periodismo Digital, el objetivo de Henry Agudelo era contribuir a la memoria del país, especialmente para las generaciones más jóvenes.

“Lo quise hacer con el fin de dejar un testimonio, sobre todo hoy en día, con los jóvenes que se han olvidado de ese pasado, escasamente lo recuerdan, que no vayan a olvidar que eso pasó, que hoy en día es el tema pandémico el que nos tiene a escondidas, refugiados, con temor y con un tapabocas en la cara permanentemente, en aquella época era el temor de ir a un cine, a un supermercado, de salir a un centro comercial, a un bar, porque era acosado por estos fantoches, estas personas que patrocinaban tanto a este señor”.

“Hoy en día desapareció, pero que también dejó muchas secuelas, secuelas de jóvenes que quieren conseguir dinero de la manera más rápida posible, lograr y tener los objetivos de una persona que, sobre todo en mi tierra, ha sido endiosada, incluso lo idolatran, eso es lo peor que le puede ocurrir a la historia de este país, gente que todavía tiene a este personaje como un dios, como un ídolo, quería rememorar toda esa historia tan salvaje que ocurrió en este país”.

Agudelo recopiló su archivo fotográfico y empezó a recordar todas esas fotografías de eventos lamentables en su ciudad y decidió hacer algo al respecto:

“Teniendo ya estos negativos, las fotos se copiaron, se recopilaron, fueron más de 30 puntos de la ciudad y en mi carro, en compañía de uno de mis hijos nos íbamos a los diferentes sitios a recordar, acordarme precisamente del sitio donde estuve parado, muchos de ellos han sido destruidos para convertirse en centros comerciales, en otras cosas completamente diferentes a lo que era en aquella época, si me memoria no me falla, recordaba correctamente qué había hecho en aquella época y desde qué punto había estado para utilizar esa cámara análoga, por eso siempre mis manos estuvieron presentes, como volverme un referente de que era yo, era ese momento, era ese sitio único y exclusivo donde estuve parado para hacer clic”.

Igualmente, este reportero habló sobre el tiempo que le tomó armar este compendio de imágenes que exponen los días tal vez más trágicos que vivió esta nación:

“Entonces prácticamente fue algo programado en el momento y no fue de un día, fue de mucho tiempo, estamos hablando de entre 4 a 5 meses, ya iba evacuando, iba experimentando y me he ido puliendo en proyectos fotográficos a largo plazo, es cómo ejecutarlo, cómo hacer el cronograma y voy chuleando punto por punto, hasta que voy teniendo los datos históricos, los referentes de los medios comunicación, sobre todo el mío que era el Mundo, el periódico donde yo publicaba, ahí armo todo el proyecto en general”.

Lo que hago es contar como historia, a nivel propio, lo que era estar allí presente y de lo que sentí, después de tantos años de que todo estuvo ocurriendo, eso no quería decir que cuando a Pablo Escobar lo mataron, toda la época de violencia, narcotráfico, moría, no, yo creo que hay un ocultamiento, yo creo que estás personas ahora trabajan más a escondidas, menos visibles, pero todo sigue pasando, de otra manera, pero quiero que las personas sepan que está ahí, que sea una memoria histórica de este país”, continuó narrando el protagonista de esta historia.

SENA
Reflexiones tras el triunfo en el Premio Nacional de Periodismo Digital

Henry Agudelo también explicó las sensaciones que le llegaron al enterarse que era el ganador de la categoría de Reportaje Gráfico.

“Para mí ha sido un orgullo muy grande, lógico que hubiera querido tener una satisfacción más grande, haber estado al lado de mi esposa, ella me ha acompañado toda la vida, yo llevo con ella 38 años, de los cuales ella ha disfrutado, gozado, cada uno de esos triunfos que yo he tenido, cada derrota que también he obtenido porque no siempre se ha ganado, pero el hecho de haber ganado el premio de periodismo digital para mí fue un vaivén de emociones, entre alegría, tristeza, risa, llanto, porque no fue algo como placentero total”.

Finalmente, Henry Agudelo hizo una reflexión sobre el estado del periodismo en el país:

“Fue una satisfacción haber sido reconocido a través de KienyKe.com, que con sus páginas conozcan a sus ganadores, y sé que ese trabajo es muy fuerte, demasiado fuerte porque tiene historia de documentalismo, tiene búsqueda, tiene propuesta, tiene mucho valor estético, moral y periodístico que lo exigen mucho los medios de comunicación, que hoy en día los han perdido, se han perdido los valores éticos y morales, y el periodismo los necesita mucho”.

 “Yo creo que el solo hecho de que KienyKe haya reconocido mi trabajo, fue de gran valor, para mí es uno de los grandes premios que le dice a uno ‘bienvenido al periodismo independiente’, no siempre trabajar en un medio de comunicación significa hacer lo correcto, hay muchas veces, cuando trabajamos para alguien, que es dueño potencial de un medio de comunicación, uno está obligado a trabajar la línea política del medio, mas no la línea política de uno, eso es lo que tiene que reconocer un periodista hoy en día en formación, reconocer lo grande y valioso que es, no el medio de comunicación, no el periódico, sino el valor que tiene uno como periodista, el valor que vale”.

USTA

Siga a KIENYKE en Google News