Admiten tutela de Luis Gustavo Moreno para que lo saquen de La Modelo

Publicado por: gabriela.garcia el Mié, 13/01/2021 - 16:54
Share
La tutela de Luis Gustavo Moreno que fue admitida busca su traslado al Centro de Estudios Superiores de la Policía Nacional (Cespo) para proteger su vida.
Admiten tutela de Luis Gustavo Moreno para que lo saquen de La Modelo

El Juzgado Dieciocho Penal del Circuito con función de conocimiento de Bogotá admitió el conocimiento de la tutela de Luis Gustavo Moreno, el exfiscal anticorrupción condenado por corrupto, para que sea trasladado de la cárcel La Modelo.

La acción fue interpuesta en contra de la Policía Nacional y el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec) por la presunta vulneración de sus derechos fundamentales a la vida, integridad personal, acceso a la administración de justicia y debido proceso.

La tutela de Luis Gustavo Moreno pretende lograr su trasladado al Centro de Estudios Superiores de la Policía Nacional (Cespo), pues, según dice, en la cárcel La Modelo corre peligro por contar los detalles del 'cartel de la toga'.

El exfiscal anticorrupción llegó el pasado 4 de diciembre a Colombia luego de ser deportado de Estados Unidos, país en el que se encontraba pagando una pena de 48 meses de prisión por los delitos de lavado de activos. 

Fue capturado 27 de junio de 2017 y extraditado el 17 de mayo de 2018 debido a que en territorio estadounidense le pidió al exgobernador de Córdoba, Alejandro Lyons, una suma de 100 millones de pesos para que le entregara información reservada sobre un proceso que se cursaba en su contra. 

Corte Suprema confirmó su condena

En julio de 2020, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia resolvió una impugnación especial propuesta por la defensa de Luis Gustavo Moreno Rivera y ratificó su sentencia de cuatro años y diez meses de prisión por su participación en el escándalo del ‘cartel de la toga’.

El exfiscal anticorrupción aceptó su responsabilidad en el entramado de corrupción que se destapó en 2017 dentro de la Corte Suprema de Justicia, donde magistrados exigían pagos millonarios de dinero a cambio de modificar decisiones judiciales en favor de investigados.

En el proceso se logró demostrar que Luis Gustavo Moreno, abusando de su condición como director de Fiscalía Nacional Especializada contra la Corrupción, exigió dinero a Alejandro Lyons Muskus, exgobernador de Córdoba, a cambio de entorpecer las actuaciones judiciales que se adelantaban en su contra por actos irregulares en su administración.

La ratificación de la condena la hizo una sala compuesta por tres magistrados de la Sala Penal del alto tribunal de justicia que no participaron en la sentencia que le fue impuesta inicialmente. 

Los tres magistrados resolvieron este recurso de impugnación especial debido a que en 2019 la Corte Constitucional, frente a las sentencias proferidas por la Sala de Casación Penal contra aforados y con posterioridad a la entrada en vigencia del acto legislativo que dio paso a la doble conformidad, consideró que debía garantizarse a estas personas el derecho a impugnar la primera sentencia condenatoria impuesta en su contra.

Es por eso que la defensa del exfiscal Luis Gustavo Moreno tuvo la oportunidad de cuestionar los aspectos fácticos, probatorios y jurídicos ante un juez diferente del que le impuso la condena.

Sin embargo, tras revisar la impugnación especial, la Sala Penal del alto tribunal confirmó el fallo del 7 de marzo de 2018 por el cual esa corporación lo condenó como autor de los delitos de concusión y utilización indebida de información oficial privilegiada.