El Dengue: Un enemigo subestimado pero mortal

Publicado por: christian.sandoval el Vie, 07/01/2022 - 09:19
Share
Por: Edubar Arango.

Mientras todas las miradas están posadas sobre el Covid y sus variantes Ómicron y la Flurona, que es la coinfección del virus de la influenza o gripe y el coronavirus, al cierre de 2021 el Instituto Nacional de Salud reportó 1.732 nuevos casos de Dengue.

El dengue se transmite a través de la picadura del mosquito Aedes aegypti. Es una enfermedad que afecta personas de todas las edades, con síntomas que varían entre una fiebre leve a una fiebre incapacitante, acompañado de dolor intenso de cabeza, dolor detrás de los ojos, dolor en músculos y articulaciones, y eritema. La enfermedad puede progresar a formas graves, incluso la muerte. Caracterizada principalmente por choque, dificultad respiratoria y/o daño grave de órganos.

El dengue tiene un comportamiento estacionario, es decir, en nuestro continente, la mayoría de los casos ocurren durante la primera mitad del año, en cambio, en Norte América los casos ocurren mayormente en la segunda mitad. Este patrón de comportamiento corresponde a los meses más cálidos y lluviosos.

El INS, dio a conocer recientemente en su boletín que existen en Colombia 51.844 infectados de Dengue, 25.108 sin signos de alarma, 25.797 con signos de alarma y 9.433 en estado grave.

Las entidades de salud, han confirmado el 100% de los casos de dengue con signos de alarma en los 32 departamentos del país, siendo los más notificados Buenaventura y Vichada; mientras que Atlántico, Bolívar, Buenaventura, Caquetá, Chocó y Cundinamarca, han confirmado el 100% de los casos de dengue grave notificados.

La incidencia nacional de dengue es de 54,9 casos por cada 100 000 habitantes en riesgo. En las entidades de Amazonas, Putumayo, Cali, Vichada, Cundinamarca, Caquetá y Casanare se estiman tasas de incidencia superiores a 89,0 casos por 100. 000 habitantes.

El dengue es un importante problema de salud pública mundial para el cual aún no existía una vacuna hasta el año pasado, por lo que el aporte al conocimiento de su comportamiento es útil para la ejecución de estrategias adecuadas para su control. En este caso las entidades de Salud nacionales y regionales están en la obligación de analizar la incidencia del dengue en los últimos diez años en Colombia (2009 - 2021), resaltando los períodos y regiones en las que se reporta el mayor número de casos.

De acuerdo con Claudia Cuéllar, subdirectora de Enfermedades Transmisibles del Ministerio de Salud y Protección Social, actualmente los departamentos Atlántico, Cauca, Casanare, Cesar, Chocó, Córdoba, La Guajira, Magdalena, Nariño, Norte de Santander, San Andrés y los distritos de Barranquilla, Buenaventura, Cartagena y Santa Marta reportan un comportamiento por encima de lo esperado en el país.

“Existen 52 municipios en brote, de acuerdo con los datos de la semana epidemiológica 43 reportada por el Instituto Nacional de Salud (INS)", señaló Cuéllar, al tiempo en que destacó que se deben fortalecer los trabajos de intensificación frente al dengue, especialmente en labores de prevención y control de la enfermedad.

De acuerdo con la dinámica histórica de transmisión de dengue y la situación observada durante las epidemias de los años 2010-2013-2016 y 2019, el incremento de casos en los periodos epidémicos inicia en la Región Caribe e Insular, desplazándose posteriormente hacia el centro oriente, centro, posteriormente hacia la región Orinoquía y Amazonía, terminando en el pacífico colombiano, a nivel general.

Existe una alta probabilidad de que Colombia ingrese en un nuevo ciclo epidémico a finales de este año o principios de 2022.

Desde esta columna hacemos un urgente llamado a las entidades de salud competentes a desarrollar acciones para prepararse y lograr el menor impacto posible relacionado con el número de casos y de muertos por esta causa.

Insistimos en la necesidad de hacer un llamado a fortalecer las acciones y reducir los impactos generados, al igual que a la comunidad teniendo en cuenta que juega un papel importante en la prevención de los casos, entendiendo que la mayoría de los criaderos del mosquito se encuentran dentro de las viviendas por lo que este riesgo se puede reducir substancialmente con la recolección y eliminación de cualquier recipiente que pueda almacenar agua inadecuadamente.

Es importante lavar y cepillar las albercas, cambiar el agua de floreros y bebederos de mascotas de forma permanente y tapar los recipientes de almacenamiento de agua.

Para el caso de los alcaldes y secretarios de salud es importante recordar la importancia de posicionar, atender, implementar y mantener las estrategias de promoción, prevención y control orientadas desde el nivel nacional y que han sido propuestas en los planes territoriales y Planes de acción en Salud de los territorios, garantizando la permanencia de profesionales, técnicos y auxiliares requeridos para la operación de los programas, realizar la gestión para atender de forma oportuna las intervenciones regulares y sobre todo las acciones de control ante presencia de brotes. Ojala desde ya.

El autocuidado es importante para controlar el contagio del Coronavirus y sus variantes, pero en el caso del Dengue, la vacuna, que partir de 2021 ya está disponible comercialmente, conocida como CYD-TDV, se convierte en una cuestión prioritaria para nuestra salud en la contención de este enemigo subestimado pero mortal.