Los bienes incautados que exige la cuñada de Pablo Escobar

Los bienes incautados que exige la cuñada de Pablo Escobar

14 de octubre del 2016

Ligia Urquijo, esposa de Roberto Escobar, alias ‘El Osito’, hermano de Pablo Escobar Gaviria, lleva más de 26 años pidiéndole al estado que le devuelvan bienes que según ella se llevaron de su apartamento en 1990, cuando las autoridades estaban persiguiendo a los cabecillas del Cartel de Medellín.

Lea aquí: Así celebraba Pablo Escobar la muerte de los líderes del país.

Se trata de 31 bienes que las autoridades se llevaron de su apartamento ubicado en la ciudad de Medellín, entre los que están vehículos y electrodomésticos y obras de arte, entre otros.

Lea también: La fama de Popeye está basada en mentiras.

Urquijo demandó a la Sociedad de Activos del Estado por no devolverle los bienes que reclama y al parecer esta entidad estaría obligada a indemnizar  a la mujer, porque según ella, un juzgado habría ordenado en 2001 la devolución de los elementos incautados.

Le puede interesar: Los caprichos de la hija de Pablo Escobar.

La lista de los bienes es la siguiente:

Vehúculos: moto Honda, moto Yamaha, campero Mitsubishi, camioneta Toyota y automóvil Mercedes Benz.
Bienes muebles y otros:  un piano marca Deutsche Wurlitzer, dos televisores y una bicicleta estática.
Obras de arte: El Pintor y la Mujer, del artista Mario Gordillo; La Niña en la Mecedora, artista R. Ramirez; Mujer de Bar, artista Múnera; Novia que Brinda, artista Grau; Niña Bien, artista Grau; Mujer Desnuda, artista Omar Mateur; Mujer Fumando, artista Múnera; La Niña y la Sandía, artista Muñoz.
Aunque la cuñada de Pablo Escobar, desde 2003, ha tocado diferentes puertas para intentar recuperar dichos bienes, ni la extinta Dirección Nacional de Estupefacientes ni tampoco la actual Sociedad de Activos Especiales del Estado se ha pronunciado al respecto, por tal razón la esposa de ‘El Osito’ demandó al estado.
Urquijo fue investigada por el delito de enriquecimiento ilícito y en 2001 se cerró la investigaci{on en su contra y por tal razón la fiscalía ordenó la devolución de los bienes que le habían incautado una década atrás.
El Consejo de Estado será el encargado de determinar si la demandante tiene derecho a la indemnización que solicita o si su petición es negada.