Él sería el asesino del exfutbolista de Millonarios Jair Abonía

Publicado por: gabriela.garcia el Mar, 21/07/2020 - 08:20
Share
Jair Abonía, recordado por haber sido jugador de Millonarios y Once Caldas, fue asesinado en septiembre de 2017 mientras entrenaba a un grupo de adolescentes.
Él sería el asesino del exfutbolista de Millonarios Jair Abonía
Créditos:
Twitter - @MillosFCoficial

El 26 de septiembre de 2017 fue un día de luto para el fútbol colombiano. Jair Abonía, recordado por haber sido jugador de Millonarios y Once Caldas, falleció luego de recibir varios impactos de bala por parte de un sicario que lo interceptó mientras entrenaba en el municipio de Jamundí, Valle del Cauca. 

De acuerdo con la investigación, los hechos ocurrieron hacia las 3:00 de la tarde en la cancha de fútbol Villa Pimel, donde dos hombres llegaron y dispararon contra el exfutbolista cuando este dirigía una práctica con un grupo de adolescentes.

Jair Abonía murió de inmediato. Tras recibir los disparos, cayó en el suelo de la cancha y segundos después se hizo un charco de sangre a su alrededor. Los menores que entrenaba rodearon el cadáver y, estupefactos, observaron la dolorosa escena. 

Se dice que algunos alcanzaron a ver el rostro del cruel asesino de su entrenador. 

Después de una larga investigación las autoridades anunciaron que el crimen del exfutbolista Jair Abonía, quien se destacó por ser un delantero de mucha habilidad y potencia, está por resolverse. 

Las labores investigativas coordinadas por la Fiscalía y la Policía Nacional permitieron establecer la plena identidad de los presuntos responsables.

El ente acusador informó que el pasado 10 de julio, en una peluquería del barrio Bonanza de Jamundí, fue capturado con orden judicial el hombre que, al parecer, fue quien disparó en contra del exjugador de Millonarios. Indicó que el hoy imputado era menor de edad para la época de los hechos.

En las audiencias preliminares, un fiscal de la Unidad de Infancia y Adolescencia de Cali formuló cargos contra el adolescente infractor por los delitos de homicidio agravado y fabricación, tráfico y porte de armas de fuego, accesorios, partes y municiones.

Por determinación del juez del caso, el adolescente infractor, quien no aceptó cargos, debe cumplir medida de internamiento preventivo en un centro especializado para menores mientras se resuelve la investigación en su contra. 

Por los mismos hechos que rodean la muerte de Jair Abonía otro presunto implicado se encuentra en etapa de juicio.