Esther Balac, la columnista más leída de El Tiempo, es un hombre

Esther Balac, la columnista más leída de El Tiempo, es un hombre

12 de septiembre del 2012

–¿Por qué cree que, como dice en una de sus columnas, ‘las palabras sucias causan excitación’? –preguntó la columnista Soledad Moliner.

–Si lee otra de mis columnas encontrará que la mayoría de nosotras tenemos el punto G dentro de la oreja. Como usted dice, las palabras tienen un sentido que depende de cómo se digan y quien las diga y las oiga, y en este caso se ha comprobado que las palabras sucias son un poderoso afrodisiaco, sobre todo en las mujeres (…) –respondió Esther Balac.

Esther Balac, la columnista más leída del periódico El Tiempo, no es lo que parece. La sexóloga de pelo rojo e irregular, gafas de marco negro y sonrisa encantadora es un personaje ficticio que nació en una sala de redacción. Detrás de sus experiencias personales, desparpajo y consejos liberales está el doctor Carlos Francisco Fernández, un hombre que a través de las palabras ha demostrado conocer el alma femenina.

Sexo con Esther se publica en El Tiempo desde hace seis años. La columna tiene como tema central la sexualidad, en especial, los dilemas femeninos. Los buenos y malos polvos, el sexo oral, el orgasmo, el Punto G y el himen han sido protagonistas. Esther dice no ser ni machista ni feminista y afirma que no tiene ni un pelo de mojigata ni de libertina. Sexo con Esther tiene más lectores que las investigaciones reveladoras de El Tiempo y conocidos columnistas como María Isabel Rueda y José Obdulio Gaviria. Su éxito se hizo más visible cuando a inicios de 2012, Balac lanzó su propio libro, titulado El Club del Buen Sexo.

Esther Balac sexóloga, Carlos Fernández
El médico Carlos Francisco Fernández, quien lleva ocho años vinculado al periódico El Tiempo, es el cerebro de Esther Balac. 

Las mujeres son la principal fuente de información del doctor Carlos Francisco Fernández, médico de la Universidad Nacional, ingeniero industrial y especialista en periodismo. Antes de escribir la columna, Fernández conversa con sus compañeros de El Tiempo, en especial con las periodistas que lo rodean.

La sala de redacción es el escenario para escuchar las quejas acerca de las noches de mal sexo, las peleas en pareja de los últimos días, los dilemas morales y discusiones sobre el sexo animal, oral o el cibersexo.

Luego de tener una idea clara, Fernández ensambla su texto dominical. Ingredientes como el picante, la franqueza y el humor no pueden faltar. Y aunque no tarda más de 20 minutos redactando la columna, en la redacción aseguran que es un columnista consentido porque puede entregarla un día después de lo reglamentado; es decir, el día jueves.

Elegir el nombre de Esther Balac fue fácil. Se trató de algo espontaneo, además, sonaba prestigioso. También se decidió que fuera española para no entrar en discusión con los sexólogos colombianos y lectores de El Tiempo. “Esther ni siquiera vive acá, por favor escríbale al correo electrónico [email protected]”, dicen los periodistas cada vez que alguien llama y pregunta por la famosa sexóloga.

Las únicas entrevistas que Esther Balac da son vía email. La periodista María Jimena Duzán la entrevistó para la revista Semana en abril de 2011 y la imagen que ilustra el artículo muestra a Duzán junto a Balac, quien aparece como un holograma.

Esther Balac sexóloga, El club del buen sexo libro
El libro ‘El Club del Buen Sexo’ hace parte del éxito de esta sexóloga que nació en una sala de redacción.

En otra ocasión, Soledad Moliner, también columnista de El Tiempo, la cuestionó sobre el lenguaje que maneja en sus artículos. Allí, Esther aprovechó para decir que su objetivo era desmitificar un tema tan natural como el sexo y por eso, usaba las palabras conocidas para la gente.

Incluso, el columnista de la revista Soho Javier Uribe hizo una mofa sobre un rato de pasión con Esther, donde le pide en medio de un ‘polvo’ que deje de insultar a los hombres en sus columnas. Al final de la aventura, Esther se pone una bata rosada de toalla y unas pantuflas de Pluto.

Aunque Esther Balac es un fantasma que escribe sobre sexualidad, el éxito de su columna no se puede negar. El médico Carlos Francisco Fernández, quien hace ocho años es asesor de la Casa Editorial El Tiempo, es su cerebro. Fernández también es colaborador de la sección de salud y asesor médico del ABC del Bebé, además participa en el programa de la mañana Arriba Bogotá de Citytv. También es profesor universitario, presidente de la Asociación Colombiana de Sociedades Científicas y la Asociación Colombiana para el Estudio del Dolor.

Esther Balac, quien conquistó a sus lectores a través de sus experiencias personales, era el secreto mejor guardado de El Tiempo.