Predicando como Dios lo trajo al mundo

Predicando como Dios lo trajo al mundo

14 de febrero del 2014

Mientras que en Colombia las declaraciones de una líder religiosa detonaron la bomba de una polémica, en Estados Unidos, la idea de un guía religioso tiene cada día más adeptos.

Aunque su osada iniciativa también genera críticas, en redes sociales ha sido bien recibida.

Basado en que los pasajes más importantes de la Biblia, transcurren en momentos en los que los protagonistas estaban desnudos, el pastor Allen Parker, líder de la congregación White Tail Chapel – algo así como la iglesia de la cola blanca – con sede en Virginia, Estados Unidos invita a que sus feligreses asistan y participen del culto totalmente desnudos, como Dios los trajo el mundo.

El pastor, quien define su congregación religiosa como una “comunidad familiar nudista”, en diálogo con la NBC defendió su tesis religiosa nudista…”cuando Jesús nació estaba desnudo,  cuando fue crucificado, estaba desnudo. Y cuando resucitó, dejó sus ropas en la tumba y estaba desnudo. Si Dios nos hizo así, ¿por qué va a estar mal?”, explicó Parker al medio de comunicación.

IGLESIA

Pese a haber recibido críticas por su iniciativa, la iglesia de Parker cada vez tiene más adeptos; en la pequeña capilla de color blanco se han celebrado bautizos, matrimonios, primeras comuniones y otros oficios religiosos.

Por ejemplo,  The Huffington Post,  cita el caso de Katie y Robert Church, una pareja de recién casados que consagró su unión en la pequeña e innovadora capilla, que considera que  “la desnudez es un gran igualador que hace imposible juzgar a nadie por sus apariencias”.

El cada vez más visitado pastor, en sus cultos invita a que la sociedad se libera del materialismo y el primer paso para hacerlo es desprenderse de las ataduras de la ropa.

Parker levanta los brazos, mira hacia al cielo y sin ningún tipo de complejo por su abultada barriga promulga: “la desnudez es un gran igualador, todos seres humanos y que, por debajo de cualquier riqueza personal o apariencia, todos somos más o menos iguales sin ropa”, explica en tono meditabundo.

Sin saber que en Colombia avanza la temporada electoral, Parker también expresa argumentos democráticos en su discurso: “hay personas que tienen muchos medios, poseen grandes riquezas, y hay otras que no. Pero es igual, no tienes por qué saberlo, todos nos tratamos, tú sabes, igualitariamente”.